Lémurie: compartir2 – La enfermedad, a la luz, de la Ley del Amor, 1-2.- A+ _Las relaciones personales, y la ley del Amor,

Origen: Lémurie: compartir2 – La enfermedad a la luz de la Ley del Amor. 1-2.- A+ _Las relaciones personales y la ley del Amor.

viernes, 8 de julio de 2016

compartir2 – La enfermedad a la luz de la Ley del Amor. 1-2.- A+ _Las relaciones personales y la ley del Amor.

 *      *      *
toroide
*          *          *

*              *              *
Translate/traducir/ Vertaal
Terjemahan/μεταφράζω / übersetzen 
переводити/Traduire/ переводить
 ترجم / לתרגם   翻訳する 

*               *               *

 *     *     *

*          *          *

 Compartiendo:

 
La enfermedad a la luz de la Ley del Amor. I


Has mencionado en diversas ocasiones que hay enfermedades físicas que tienen que ver con determinados sentimientos o con su represión. Me gustaría profundizar ahora en ello.

Sí. Existe mucha gente enferma del espíritu precisamente porque han anulado sus sentimientos, y cuando el espíritu enferma también lo hace el cuerpo, ya que está íntimamente ligado a él.

¿Quieres decir entonces que una enfermedad física puede tener un origen emocional?

Efectivamente. La represión de los sentimientos es la mayor causa de enfermedad en vuestro mundo, tanto de enfermedad psicológica como física.

Esto lo puedo aceptar respecto a las enfermedades mentales… Pero, ¿y el cáncer? ¿Acaso no ha demostrado la ciencia que el cáncer se produce debido a alteraciones genéticas?

Las alteraciones genéticas están en todos los casos, pero en muchos de ellos no son la causa primera.

¿Y cuál es la causa primera?

Como te he dicho, la causa es anímica y tiene que ver con la represión del interior espiritual. Ocurre que cuando la persona no actúa ni vive de acuerdo con sus sentimientos, se produce un malestar interno profundo en la persona que lo padece. Eso genera egosentimientos psíquicamente dañinos como miedo, rabia, odio, tristeza etc, que son los causantes de la enfermedad. Este malestar puede ser estimulado por una causa externa, algún tipo de circunstancia en la vida que a la persona le resulte realmente difícil de afrontar. Llamémosle a esta circunstancia conflicto emocional.

¿Y cómo se transmite el malestar emocional al cuerpo físico para acabar generando una enfermedad?

Cuando la persona se encuentra mal emocionalmente existe un cortocircuito entre los niveles espiritual y mental que se transmite al cuerpo energético o astral, de modo que éste sufre una alteración en su configuración, un descenso en el nivel vibratorio, una “bajada de energía”, que afectará a una región concreta del cuerpo astral, como una especie de apagón que afectará a una parte del tendido eléctrico, la cual deja de vitalizar correctamente la zona del cuerpo a la que está conectada. La falta de energía vital provoca una desconexión de la región desvitalizada respecto al resto del cuerpo y, como consecuencia de ello, el tejido desvitalizado deja de actuar en armonía con el resto. Al perder su patrón energético, el funcionamiento normal de las células se ve afectado y comienzan a aparecer alteraciones genéticas que pueden, o bien destruirlas, provocando así una enfermedad degenerativa, o bien hacer que empiecen a crecer descontroladamente, provocando así un cáncer.

Todo esto me recuerda a lo que dice la Dra. en Física Barbara Ann Brenan en sus libros Manos que curan y Hágase la luz respecto a la enfermedad, y que me recomendaste cuando hablamos sobre el cuerpo astral. Según ella, los problemas psicológicos y emocionales se manifiestan en el cuerpo astral como zonas oscuras o de diversos tonos turbios, cuyo origen radica en las ideas negativas que mantiene una persona en un momento dado. Si éstas persisten en el cuerpo astral sin resolverse, tarde o temprano ocasionan una manifestación en el cuerpo físico de la persona y causan una enfermedad. Entonces, ¿está en lo cierto?

Efectivamente, así es.

También me recuerda a los postulados de la Nueva Medicina, que enunció el médico alemán Ryke Geerd Hamer. Según el Dr. Hamer, todo cáncer o enfermedad equivalente al cáncer empieza por un conflicto emocional extremadamente brutal, vivido en soledad. Dependiendo del tipo de conflicto, el cáncer se desarrollará en un órgano u otro. Además, dice que el conflicto emocional afecta primero al cerebro, provocando una especie de cortocircuito, y que la región del cuerpo que está conectada con esa parte del cerebro es la que sufre posteriormente la enfermedad. Postula también que la curación de la enfermedad pasa por la solución del conflicto emocional que la origina. ¿Está en lo cierto este médico?

Lo que dice es bastante correcto, aunque no al cien por cien, porque no todas las enfermedades se originan por conflictos emocionales. Pero sí la mayoría.

¿Y es cierto que si se soluciona el conflicto emocional se puede lograr la curación de la enfermedad?

Sí. Pero para resolver el conflicto debe haber en la persona un cambio bastante profundo, porque si la persona persiste en aferrarse a sus egosentimientos y reprimir sus sentimientos, detrás de una enfermedad vendrá otra, porque aún cuando ciertos conflictos se hayan podido resolver, aparecerán otros que activarán los mismos egosentimientos. Por tanto, llegamos a la raíz del problema: lo que es realmente patogénico y causante de la enfermedad es el egoísmo y sus manifestaciones, y lo que es curativo y saludable es el amor y su expresión. Y esto se cumple siempre.

¿Pero acaso no nos pasa eso a todos en mayor o menor medida? Quiero decir, ¿no nos ocurren a casi todos cosas en la vida que nos generan disgustos de todo tipo, y que nos despiertan rabia, tristeza y agresividad? Porque yo me identifico bastante con la descripción que has hecho respecto a la represión de los sentimientos y sin embargo no tengo cáncer.

Cierto, y por eso casi todos enfermáis de vez en cuando. Pero para que se produzca una enfermedad realmente grave, como el cáncer, debe ocurrir que la persona quede emocionalmente “atrapada” por el malestar emocional, en el sentido de que éste se convierta en una obsesión permanente, que se deje dominar por los egosentimientos y persista en esta actitud durante un tiempo relativamente largo, hasta el punto de que le impida conciliar el sueño durante un periodo prolongado. Se debe dar además que la persona reprima toda forma de desahogo y exteriorización de estos egosentimientos.

¿Entonces existe una personalidad susceptible al cáncer?

Sí. La de aquellas personas que se dejan arrastrar por los egosentimientos (rabia, odio, tristeza, miedo) y/o las que se sienten reprimidas en la percepción y/o manifestación de los sentimientos.

¿Entonces debo llegar a la conclusión de que la enfermedad es un castigo por no hacer bien las cosas?

Un castigo, no. Es una consecuencia del dolor emocional interno. Es la misma persona la que se lo provoca y también la que puede remediarlo, haciendo un cambio en sí misma, del egoísmo hacia el amor, de la represión hacia la exteriorización de su auténtica personalidad espiritual.

¿Y qué sentido tiene que a una persona que está sufriendo ya tanto le venga una enfermedad tan fuerte como esa? ¿Acaso no tenía bastante con lo primero?

Ten en cuenta que el malestar físico es consecuencia del malestar interior. En este caso la enfermedad física actúa como señal de alarma para que la persona se dé cuenta de la enfermedad del interior que padece y la motive a cambiar.

Ya, pero si una persona no asocia que la enfermedad física tiene que ver con la enfermedad del interior ¿cómo la puede ayudar esto a cambiar?

La enfermedad física debilita las barreras mentales que aprisionan la manifestación del interior espiritual y, por tanto, ayuda a adquirir mayor grado de sensibilidad, tanto respecto a nuestros propios sentimientos como respecto a los sentimientos y sufrimientos de los demás. Esto es lo que puede motivar a la persona a cambiar.

Y si cambia, ¿acabaría curándose?

La mayoría sí, pero no en todos los casos. Hay daños a nivel físico que no se pueden reparar.

¿Y los que no se curan pueden llegar a morir?

Sí.

¿Entonces qué sentido tiene la enfermedad, si aunque hagas el cambio no te curas y puedes morir igualmente?

Ten en cuenta que, desde el punto de vista espiritual, la vida física no es más que un instante de la vida real, que la muerte del cuerpo no es el fin, ni algo malo, sino que es una etapa de transición hacia otra existencia menos limitada. La enfermedad es un instrumento de ayuda para la progresión del ser hacia mayor nivel de comprensión, amor y sabiduría. Como ya he dicho antes, la enfermedad física debilita las barreras mentales que oprimen la manifestación de la sensibilidad interior, y esto lo que nos sirve realmente es para evolucionar. El cambio que puedas haber hecho en ti mismo, respecto a la evolución en el amor, no se pierde. Te lo llevas contigo allá donde vayas, y es lo más valioso que puedes sacar de tu vida. Puede ser el objetivo de toda una encarnación, por lo que una vez se ha conseguido, el espíritu puede retornar al mundo espiritual tranquilamente, satisfecho de su trabajo. En realidad, es lo único que nos llevamos cuando morimos, los cambios que podamos haber hecho en nosotros mismos, en n
uestro espíritu, porque todo lo que sea logros materiales se queda en el mundo material. A esto se refería Jesús cuando decía: “No acumuléis para vosotros tesoros en la tierra, donde la polilla y el óxido corrompen, y donde los ladrones se meten y roban. Más bien, acumulad para vosotros tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el óxido corrompen, y donde los ladrones no se meten ni roban. Porque donde esté tu tesoro, allí también estará tu corazón.” (Mateo 6, 19-21).

Ya pero, si la persona se muere, ¿cómo va a poner en práctica lo que ha aprendido?

Ten en cuenta que el espíritu va a continuar viviendo de todas formas, sea ligado al cuerpo, o desligado de éste y, en ambos casos, lo que haya aprendido formará parte de él y le servirá para seguir evolucionando.

Ya pero, ¿y para los familiares y seres queridos? ¿No será un golpe muy fuerte que, después de pasar una enfermedad tan terrible, de haber luchado y cambiado, aun así se pueda perder a la persona querida?

Sea en caso de enfermedad o de muerte natural, la separación de los seres amados es sólo temporal. Todos nos volveremos a reencontrar con los seres queridos al otro lado. Ten en cuenta que cuando alguien nace en el mundo físico también se está separando de los seres queridos que no encarnan en ese momento. Sin embargo, para ellos eso no es un trauma, ya que entienden que es una separación temporal y que el espíritu que encarna lo hace con motivo de progresar espiritualmente. Por ello, no tienen sensación de pérdida, como vosotros. Cuando vosotros queráis interiorizar que la vida no termina nunca y que la muerte del cuerpo físico no es el final, sino sólo un estado de transición para pasar al plano espiritual, muchos de los problemas, traumas y depresiones que son consecuencia de la muerte del ser querido, desaparecerán.

¿Y qué pasa con los que no resuelven su conflicto y mueren a consecuencia de la enfermedad?

Se han estancado espiritualmente, por no haber realizado el cambio que necesitaban para superar su prueba y superarse a sí mismos. Son los que han “tirado la toalla” en el combate por la superación espiritual, es decir, en vista de que no avanzaban espiritualmente, ellos mismos han activado su regreso al mundo espiritual. Vendrán con las mismas pruebas para intentar superarlas en próximas vidas.

Volviendo al tema del origen de la enfermedad, ¿acaso no ocurre que hay personas que no tienen aparentemente ningún conflicto emocional y son relativamente felices, que también padecen enfermedades como el cáncer? ¿Y qué me dirás de un niño recién nacido con una enfermedad congénita, que todavía no tiene conciencia suficiente como para experimentar un trauma emocional?

Muy buena pregunta. Respecto a los recién nacidos, ten en cuenta que a partir de que el espíritu se liga al embrión, siente y percibe todo aquello que ocurre en torno a éste, y también lo que siente la madre y, por tanto, es susceptible de desarrollar un trauma emocional durante el periodo de gestación, que puede ser motivo del desarrollo de una enfermedad física. Pero es cierto que hay enfermedades que no están asociadas a ningún conflicto emocional y, por tanto, no es éste el origen en todos los casos. Son aquellas que llamamos enfermedades congénitas, es decir, que tienen un origen genético, mientras que otras son una mezcla de componente emocional y susceptibilidad genética.

¿De dónde viene en este caso la enfermedad?

Su origen se encuentra en los actos que realizamos en otras vidas. Se trata de pruebas para eliminar deudas acumuladas, actos contra la ley del amor, cometidos por impulso del egoísmo.

No entiendo lo que quieres decir. ¿Qué tiene que ver una enfermedad con un acto del pasado? ¿Cómo se puede transmitir una enfermedad de una vida a otra? ¿Podrías explicarte mejor?

Cuando alguien comete algún acto contra la ley del amor, por la ley de acción y reacción espiritual, este acto queda impregnado en su espíritu en forma de tóxico psíquico, bajando su nivel vibratorio y alterando su configuración.

Esta alteración, por correspondencia vibratoria, acaba alterando también los cuerpos más densos, el cuerpo mental y, por ende, el cuerpo astral, que es el modelo del futuro cuerpo físico. Si el cuerpo astral todavía mantiene esta alteración al encarnar, puede provocar una alteración en el código genético del cuerpo físico y provocar así una enfermedad congénita. Por lo tanto, sigue siendo cierto que el causante de la enfermedad es el egoísmo, aunque sea el egoísmo de una vida anterior.

Ya, pero hay alteraciones genéticas que se sabe que son heredadas, es decir, que ya vienen en la herencia genética de los padres. Por tanto, no parece que sean generadas del cuerpo astral del encarnante. ¿Qué me tienes que decir al respecto?

Es muy cierto que la predisposición a ciertas enfermedades se hereda genéticamente de los padres. Pero sabed que el espíritu encarnante es conocedor de esta circunstancia y lo acepta, sabiendo que es una prueba, la de la discapacidad física o psíquica, que le corresponde pasar, a consecuencia de los actos de otras vidas. También es una prueba para los padres, que también consintieron en su día venir a pasar por este tipo de trances.

Pues creo que si a unas personas que estén viviendo esta situación en ellos mismos o en algún ser querido les dices esto, no lo van a aceptar. Seguramente pensarán: ¿qué he hecho yo, o que hemos hecho nosotros, para merecer esto?

Es muy normal que piensen así, porque para poder comprenderlo en su magnitud primero habría que admitir que existe la vida antes del nacimiento y que durante ese tiempo los espíritus han creado las circunstancias que se encuentran en las vidas siguientes. Al fin y al cabo, se trata de una situación transitoria, porque la vida continúa más allá de esa encarnación, y del trance por el que están pasando se puede sacar un aprendizaje en el amor, que es lo que se pretende.

¿Qué les dirías a unos padres que tienen hijos o familiares con algún tipo de deficiencia psíquica o física que les impide llevar la vida de una persona normal, sea ésta de nacimiento o provocada por alguna circunstancia de la vida, como un accidente?

Actuad conforme actuarías con un hijo normal, porque lo es. No juzguéis por las apariencias. Ved más allá del cuerpo y encontraréis un alma como todas las demás. Ved en ese hijo, en ese ser querido, no el cuerpo imperfecto sino el espíritu perfecto, y tratadlo conforme lo que es, como un ser completo, puesto que detrás de ese vestido defectuoso hay un ser que vive, siente y percibe igual o incluso de forma más intensa que cualquiera de aquellos que tienen un cuerpo sano. El que sabe de música os dirá que la música no procede del instrumento, sino que nace del alma del músico que lo toca, y que si el violín está desafinado o roto no quiere decir que el violinista no sepa tocar, sino que temporalmente se ve imposibilitado para hacerlo tal y conforme sabe, y que será capaz de aumentar su talento musical independientemente de que el instrumento que se le ponga en las manos esté más o menos desafinado.

De igual manera, no le neguéis al espíritu la posibilidad de captar y expresar la música del alma, que es el amor, sólo porque temporalmente su instrumento sea un cuerpo desafinado. No creáis que es un esfuerzo estéril el hablarle, expresarle y transmitirle los sentimientos y el afecto que daríais a un hijo normal, porque lo que el ser no percibe a través de los sentidos físicos, lo percibe a través de los sentidos del espíritu, que son mucho más sensibles, sobre todo para percibir los actos de amor, y si no os contesta como lo hace alguien con un cuerpo sano, no es porque no lo perciba, sino porque su materia le impide expresarse en el mundo físico conforme su espíritu querría. Nada de lo que hagáis por él desde el sentimiento será vano, porque en el mundo espiritual nada de lo que se hace por amor y con amor se pierde. Ya lo he dicho y lo repito: la deficiencia física o mental es una circunstancia pasajera que concluirá una vez el cuerpo se extinga.

Pero los sentimientos que se hayan despertado y fortalecido a través de esa experiencia, tanto del que la padece, como de las personas de su entorno, perdurarán como un logro del espíritu para siempre, y eso es lo que realmente importa.



LAS LEYES ESPIRITUALES
Vicent Guillem
http://lasleyesespirituales.blogspot.com





Pag. Anterior: Varios/Otros – Cómo vencer los defectos y sus manifestaciones.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4084

Pag. Siguiente: Varios/Otros – La enfermedad a la luz de la Ley del Amor. II
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4088

* * *

La enfermedad a la luz de la Ley del Amor. II

¿Pero qué se puede aprender de esto?

A sensibilizarse con el sufrimiento propio y el de los demás, porque seguramente en otra vida esas mismas personas que sufren han causado un sufrimiento semejante en los demás y no han querido ser conscientes del daño que estaban haciendo. Este es el primer paso para amar, tomar conciencia de que los demás sienten igual que nosotros y sufren por lo mismo que sufrimos nosotros.

¿Y cuál es el significado espiritual de una enfermedad congénita, si es que lo tiene?

En este caso, la enfermedad es un proceso mediante el cual el espíritu transfiere al cuerpo físico los tóxicos psíquicos que le impiden elevarse hacia mayor grado de evolución espiritual. El cuerpo, a través de la enfermedad, absorbe el impacto del tóxico psíquico y realiza como una especie de drenaje, como si fuera una esponja que lo absorbe, contribuyendo así a su eliminación. Es decir, el espíritu transfiere la carga tóxica al cuerpo físico, que actúa como una especie de paño que absorbe la suciedad. Esta “suciedad” es la que provoca la enfermedad a nivel físico, pero contribuye a limpiar los cuerpos más sutiles, al igual que si de un sistema de alcantarillado se tratara. También hay espíritus que eligen utilizar la enfermedad en su vertiente de sistema de drenaje de tóxicos en la parte final de su vida.

Es decir, aunque no hayan sufrido ninguna enfermedad grave durante la vida, cuando se acerca el momento de la desencarnación, puesto que ya no van a utilizar más ese cuerpo, aprovechan para transferirle una parte de la carga de tóxicos psíquicos que acumulan en los cuerpos más sutiles, y así se limpian. Este caso es muy frecuente y, por mucho que se intente hacer por evitar la desencarnación, es totalmente imposible, ya que no se trata de ningún conflicto emocional en marcha, sino de una depuración espiritual.

Y si el espíritu comete un acto contra la ley del amor, ¿vendrá en la vida siguiente obligado a pasar por una enfermedad?

No. Como he dicho, hay diversas formas de eliminar el tóxico psíquico. Con los actos de amor, empezando por la reparación del mal que se hizo, se elimina el tóxico del espíritu sin necesidad de pasar por una enfermedad. Por eso dije antes que si el causante de la enfermedad es el egoísmo, el amor es el antídoto y el remedio de todos los males. Por tanto, no tiene que ser necesariamente a través de las enfermedades como uno se deshaga de ellos. Pero debido a que ésta es una forma rápida de desprenderse de ellos, muchos espíritus la eligen. Lo que está claro es que mientras no se haga algo por eliminarla, la carga tóxica sigue ahí, obstaculizando el progreso del espíritu hacia mayores cotas de amor y felicidad.

Has dicho también que hay enfermedades que son una mezcla de componente emocional y susceptibilidad genética.

Sí.

¿Te podrías explicar mejor?

Hay espíritus que vienen a afrontar ciertas pruebas. Para evitar dejarse llevar por el materialismo y recodar el propósito espiritual que les llevó a encarnar, utilizan la enfermedad como recordatorio. Es decir, la enfermedad se activa sólo si el espíritu se desvía del camino que previamente se ha trazado, como si se tratara de las bandas sonoras que hay al lado de la carretera, que sirven para avisar al conductor de que se está saliendo de su carril. Mientras que otras personas en sus mismas circunstancias no desarrollarían una enfermedad importante, la persona con susceptibilidad o predisposición genética a una determinada enfermedad, tiene un umbral de activación más bajo, es decir, que un estímulo emocional de menor intensidad es suficiente para activar la enfermedad.

Pues si, como dices, la enfermedad es causada, bien por conflictos emocionales de esta vida, y se resuelve en este caso con la solución del conflicto, bien por enfermedades congénitas si se trata de un proceso depurativo, y no se puede curar la enfermedad, me pregunto: ¿los tratamientos farmacológicos que se utilizan actualmente, por ejemplo para el cáncer, sirven para algo?

Los tratamientos actuales, es decir, la quimioterapia y la radioterapia, intentan eliminar el síntoma, que es la proliferación celular, pero no atajan la enfermedad, porque no actúan sobre el origen. Al dañar el ADN generan lesiones celulares muy profundas que en muchos casos son permanentes y no se pueden regenerar. Es difícil entender cómo si creéis que el cáncer se origina por las alteraciones genéticas, utilizáis como tratamiento para el mismo agentes que provocan tales alteraciones.

¿Quiere decir esto que los fármacos son malos?

No todos. Pero sí los que son agresivos, porque provocan más perjuicios que beneficios. Por ejemplo, los antinflamatorios, los corticoides y algunos inmunomoduladores pueden ser útiles en determinados momentos. La farmacología bien utilizada puede ayudar tanto a la recuperación de la salud en los casos en que la enfermedad viene de esta vida, y por tanto es curable, como a aliviar los síntomas y mejorar la calidad de vida en las enfermedades que no tienen curación.

¿Y los que se curan de un cáncer después de un tratamiento farmacológico?

Si se curan es porque han resuelto el problema emocional que le dio origen, o porque en realidad la enfermedad era benigna, no porque se elimine el síntoma. Si el mal emocional o espiritual persiste, el cáncer reaparecerá, aunque sea en otro lugar cercano, si se le ha extirpado el primer tejido afectado.

¿Qué aconsejas a nivel físico para tratar un cáncer?

Alimentación frugal, vegetariana y muchas vitaminas. Mucho descanso y tranquilidad que permitan al cuerpo concentrarse en la eliminación de las células anormales, y utilizar terapias no agresivas, que no ataquen al organismo sino que le ayuden a recobrar la normalidad.

Si, como dices, el cuerpo astral se desvitaliza a raíz de la persistencia en los egosentimientos y esto a la larga provoca la enfermedad física, ¿se podría limpiar energéticamente el cuerpo astral para que mejore la salud?

Sí. A través de la realización de determinados ejercicios (Yoga), mediante la aportación energética canalizada por otra persona (Reiki) o de algún aparato emisor de bioenergía, se pueden drenar los fluidos malos y aportar energía vitalizada. El tratamiento energético actúa terapéuticamente a nivel del cuerpo energético, contribuyendo a la restauración de flujo energético, mediante el drenaje de la energía gastada y la aportación de energía renovada a las zonas. El tratamiento bioenergético contribuye a la recuperación de la enfermedad y a aliviar los síntomas. Pero si la persona persiste en sus malos hábitos psíquicos, el desequilibrio en el cuerpo astral volverá a producirse y, por tanto, la enfermedad física volverá a manifestarse. Por ello, es necesario abordar la sanación de forma global: espiritual, mental, energética y física.

¿Puedes exponer qué es el “Reiki”?

El Reiki es un método de sanación natural que utiliza la energía vital universal, la cual ayuda a sanar enfermedades, físicas y mentales. Reiki es el nombre que le puso el sacerdote japonés que lo redescubrió y significa energía vital universal. Aunque ahora se ha popularizado con este nombre o con el nombre de bioenergética, la transmisión de energías para mejorar la salud se ha utilizado desde hace miles de años con diversos nombres, como pase magnético o prana. Es la imposición de manos de Jesús, la “cura de gracia”.

¿En qué se basa el Reiki?

La práctica del Reiki se fundamenta en un emisor o canal que, mediante sus manos, es capaz de transmitir energía vital a un receptor, que puede ser él mismo u otro ser vivo (humano, animal o planta) con el fin de paliar o eliminar molestias y enfermedades. El Reiki actúa a nivel del cuerpo astral, contribuyendo a eliminar bloqueos energéticos provocados por los malos hábitos psíquicos, pero también en el caso de molestias de origen enteramente físico como traumatismos e intoxicaciones, reactivando el flujo energético en las zonas dañadas y contribuyendo a paliar los dolores, y a acelerar el proceso de regeneración del tejido. El conocimiento de la constitución del cuerpo astral, los flujos de energía, los chakras y las relaciones entre los problemas emocionales y el lugar físico que se ve afectado, ayuda a colocar las manos en la posición correcta para que el flujo energético en las zonas dañadas se reactive.

Pero la energía curativa, ¿de dónde proviene, del emisor, del Universo?

La energía vital se encuentra en todos los rincones del Universo y el pasador de Reiki intenta concentrarla y dirigirla hacia la persona que la necesita. A veces, el pasador, si por alguna razón no la consigue movilizar de su entorno, puede ceder su propia energía vital. También hay que tener en cuenta que muchas personas cuentan con la ayuda de entidades espirituales concretas que les ayudan en la transmisión de energías, potenciando enormemente su capacidad. Se puede decir aquí que el trabajo más consciente lo hacen los espíritus y que el pasador de Reiki actúa como un instrumento para que los espíritus terapeutas puedan acceder al plano físico-energético.

¿Y qué razones puede haber para que uno dé su propia energía?

Sobreesfuerzo. Falta de concentración, falta de relajación, falta de voluntad desinteresada de ayuda, malos hábitos psíquicos y físicos. Si así ocurre después de una sesión de Reiki, el pasador se encontrará abatido, falto de energía e incluso podrá reproducir algunos de los síntomas del malestar del receptor.

¿Qué se necesita para poder practicar Reiki?

Mirad, lo más importante para que el Reiki funcione es la voluntad del emisor en ayudar a sus semejantes y un nivel vibratorio del cuerpo astral elevado, que se consigue con la practica del amor. También es importante la buena predisposición del receptor a recibir energía y esto se basa en la confianza y la sinceridad. Si una persona no está predispuesta a recibir la energía, porque no cree que sea posible o desconfía del emisor, o porque no está dispuesto a hacer cambios en pro del amor y en renuncia del egoísmo, sus chakras estarán cerrados y, por muy potente que sea el emisor, la energía no penetrará. Es semejante a lo que ocurre con la radio, que para poder escuchar un programa hace falta una buena emisora con potente señal, pero también que encendamos el receptor de radio y lo sintonicemos en la frecuencia correcta. A partir de ahí, y como ocurre con el deporte, la práctica continuada va haciendo que cada vez la capacidad de transmisión de energía aumente y sea de mayor vibración.

Con la voluntad de ayuda desinteresada siempre se consiguen los mejores resultados. Además, también la limpieza a nivel físico, contribuye a que la energía no disminuya su vibración cuando pasa por el canal. Ello implica una dieta vegetariana, y la ausencia de consumo de substancias perniciosas para el organismo como alcohol, tabaco y cualquier otro tipo de droga.

¿Es verdad que para poder transmitir energía te tiene que haber abierto los chakras algún maestro iniciado en Reiki?

No. La capacidad de transmisión depende de la capacidad evolutiva del espíritu, de su voluntad de ayudar a los demás y de la práctica. Cuanto más desinteresadamente actúe, mayor ayuda de parte del mundo espiritual tendrá. La función de un maestro es la de ayudar a que el alumno desarrolle sus potencialidades, pero también uno puede ser autodidacta. Como en el deporte, con la práctica se aumenta la capacidad, y con la voluntad de ayudar a los demás se recibe la ayuda del mundo espiritual que necesita, ya que es en el mundo espiritual donde están los auténticos maestros de la transmisión de energías.

Pues he oído hablar de que existen cursos que te cobran por adquirir niveles de Reiki. ¿Qué opinas al respecto?

Que es un negocio como lo fue la bula de indulgencias, que te prometía un lugar en el cielo con escritura y todo a cambio de dinero. ¿Por qué si el primero que lo redescubrió (Usui) lo hizo gratis, los que vinieron después de él se pusieron a cobrarlo? Lo repito, no hace falta que nadie te inicie para empezar a hacer Reiki, y menos alguien que te pide dinero a cambio, por mucha pompa y renombre que tenga, porque si trata de ganar dinero con ello no es alguien tan elevado como dice ser. Un maestro verdadero no cobra por algo que no le pertenece, sino que es su transmisor, ni se hace llamar maestro, porque es humilde. Ahí tenéis el ejemplo de Jesús, que sanó a mucha gente con la energía y enseñó a hacerlo a sus discípulos y jamás le cobró a nadie.

¡Pero además hay gente que cobra, ya no por los cursos, sino por las sesiones de Reiki! ¿Qué opinas al respecto?

Lo que a uno se le da gratuitamente, es decir, la energía universal, que no es patrimonio del que la transmite, y se le permite utilizar sin cobrarle, lo ha de dar de la misma manera. Los que cobran por el Reiki contarán con su energía y la que consigan reunir de su entorno con su propio esfuerzo. Pero que no esperen la ayuda de entidades espirituales de alta vibración, porque para sintonizar con ellas hace falta limpieza de corazón y voluntad desinteresada de ayudar al prójimo, y el que cobra por el Reiki ya no tiene voluntad desinteresada, sino interesada en sacar partido económico de su práctica.

Bueno, pero muchos dicen que no es por ganar dinero sino que, al dedicar tiempo para el Reiki, se lo quitan al trabajo remunerado y necesitan vivir de algo.

Pues entonces que no intenten vivir de la transmisión de energías. Se puede tener un trabajo remunerado en otra actividad que sirva para mantenerse económicamente y luego practicar Reiki en el tiempo libre. Es cuestión de voluntad. Pero además ocurre que muchos de los que cobran por el Reiki no buscan sólo mantenerse, sino enriquecerse a su costa, porque tienen unas tarifas que más que limpiar el aura, limpian el bolsillo a los incautos que caen en sus manos. Como el propio Jesús dijo: “Dad a Dios lo que es de Dios, y al César lo que es del César”. Si necesitáis manteneros materialmente buscad hacerlo con un trabajo material, no con un trabajo espiritual. No mezcléis el dinero con la espiritualidad porque la ensuciáis. ¿O acaso los guías espirituales os cobran a vosotros por la ayuda que os prestan? Pues si ellos no lo hacen, seguid su ejemplo, y no lo hagáis vosotros tampoco.

Y si creéis que tenéis licencia para cobrar porque la capacidad procede de vosotros mismos, pues eso es lo que tendréis, que contaréis sólo con vuestra propia energía. Tenedlo claro, “no se puede servir a Dios y al dinero al mismo tiempo” o, traducido al lenguaje actual, no se puede servir al amor y al egoísmo al mismo tiempo, porque son conceptos antagónicos e incompatibles.

También hay otros que dicen que se trata de un intercambio y a cambio de recibir energía uno ha de dar algo a cambio, sea dinero u otra cosa.

Entonces son personas que no conocen o no quieren conocer el amor incondicional, el dar a cambio de nada. No son buenos ejemplos a seguir, aunque se intenten revestir externamente de apariencia espiritual. Si este tipo de cosas no se tienen en cuenta, al final, con el movimiento de resurgimiento espiritual pasará lo mismo que ocurrió con el cristianismo, que unos cuantos se autoerigirán en sumos maestros de los demás y empezarán a controlar y manipular las enseñanzas para satisfacer sus ansias de riqueza y poder.

¿Pero entonces el Reiki de pago funciona o no?

Puede funcionar, pero siempre se conseguirán resultados mucho más pobres que con el Reiki gratuito. Depende de la voluntad de ayudar. En la mayoría habrá una mezcla de sentimiento, voluntad de ayudar a los demás y de egoísmo, querer hacerlo a cambio de algo. Lo bueno que se gana por el sentimiento se pierde por el interés. Tened clara una cosa: el egoísmo no es curativo, porque busca recibir antes de dar. Las personas entregadas al egoísmo no pueden ayudar a los demás simplemente porque no quieren. Que analicen si lo que hacen es por ayudar a los demás o simplemente quieren utilizar a los demás para engrandecerse ellos mismos, o para solventar sus necesidades o expectativas materiales. ¿Por qué creéis que Jesús era tan buen pasador de energía y podía conseguir resultados tan formidablemente potentes y rápidos que fueron considerados milagros?

Porque era un espíritu que había llegado a sentir el amor incondicional, y la manifestación de ese amor en el plano energético es la energía de alta vibración, que tiene el poder de sanar las heridas físicas y espirituales. A muchos les gustaría poder llegar a hacer lo que Jesús hizo, pero les falta lo esencial: amar incondicionalmente, renunciar al egoísmo, a la vanidad, al orgullo, a la soberbia. ¿Queréis hacer lo que Jesús hacía? Entonces dejad de pasar el plato cada vez que hagáis algo por los demás. Si Jesús hubiera cobrado por hacer lo que hacía, sencillamente no lo hubiera podido hacer, porque ni hubiera sido un ser elevado ni hubiera tenido la asistencia de espíritus elevados.

¿Alguna consideración final respecto a la enfermedad y su significado?

Sí, que la enfermedad no es ni una fatalidad del destino ni un castigo de Dios, sino que es una herramienta de crecimiento espiritual. Las enfermedades adquiridas (de esta vida) vienen como consecuencia de no saber o no querer asumir las pruebas que nos ha tocado vivir en esta encarnación, o porque se ha reprimido el interior espiritual, no actuando ni viviendo de acuerdo con los sentimientos.

En este caso, la enfermedad física actúa como una alarma de la enfermedad del interior que nos motiva a cambiar. En el caso de enfermedades congénitas o kármicas, su origen se encuentra en los actos que realizamos en otras vidas. Son pruebas para eliminar deudas acumuladas, en un proceso mediante el cual el espíritu transfiere al cuerpo los tóxicos psíquicos que le impiden elevarse hacia un mayor grado de evolución espiritual.



LAS LEYES ESPIRITUALES
Vicent Guillem
http://lasleyesespirituales.blogspot.com





Pag. Anterior: Varios/Otros – La enfermedad a la luz de la Ley del Amor. I
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4087

Pag. Siguiente: Varios/Otros – Misión de Jesús en la Tierra. I
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4090
* * *

*      *      *
toroide
*          *          *

*              *              *
Translate/traducir/ Vertaal
Terjemahan/μεταφράζω / übersetzen 
переводити/Traduire/ переводить
 ترجم / לתרגם   翻訳する 

*               *               *

 

*     *     *

*          *          *

 

Compartiendo:
 

 Las relaciones personales y la ley del Amor.

Ya que estamos hablando del amor, me he acordado de que has mencionado un par de veces que todos tenemos un alma gemela.

Así es.

¿Entonces existen las almas gemelas?

Siempre pensé que era una quimera, un sueño romántico, que sólo existía en la imaginación.

Pues no. Existen de verdad. Otra cosa es que sea como vosotros lo imagináis.

¿Y qué son las almas gemelas?

Espíritus afines al cien por cien, complementarios. Creados para estar unidos en el amor. Las almas gemelas se necesitan la una a la otra para ser totalmente felices.

¿Y para cada ser sólo hay un alma gemela o puede haber varias?

Puede haber espíritus muy afines, pero sólo uno afín al cien por cien, y ese es el alma gemela.

¿Con qué objeto se crearon las almas gemelas?

Para que nadie se sienta nunca solo. Para que haya alguien igual a ti que te impulse a despertar, a recorrer el camino del amor. El alma gemela es tu pareja ideal, tu media naranja para toda la eternidad.

¿Quiere decir eso que las almas gemelas encarnan simultáneamente para estar juntas?

Muchas veces sí, pero no siempre. Depende de las necesidades evolutivas del espíritu. A veces deben vivir experiencias por su cuenta, por ejemplo, para avanzar en el desarrollo de la propia voluntad y no volverse dependientes del otro.

Y cuando encarnan juntas, ¿lo hacen para vivir como pareja?

Sería la situación ideal y muchas veces se prepara la encarnación para que ocurra así, pero no siempre. Pueden también encarnar juntos, pero no como pareja, sino como familiares muy allegados, o con otra relación. Depende también de las necesidades evolutivas del espíritu y de lo que ellos elijan hacer. Y también hay que contar con el hecho de que, una vez encarnados, pueden elegir no estar juntos.

Entonces, la elección de las personas que tienen que ver con nosotros en esta vida ¿es una decisión que se toma antes de cada encarnación, o bien fruto de las decisiones que tomamos cuando estamos ya encarnados?

Las relaciones más allegadas, como la composición de la familia, algunas amistades y la futura pareja, se acuerdan antes de encarnar. Al respecto de eso hay un compromiso entre los espíritus que se encarnan para ayudarse mutuamente en sus respectivas misiones o pruebas, por ejemplo, de los padres respecto a la encarnación de los futuros hijos, etc. Otra cosa es que luego se cumplan los compromisos adquiridos.

¿Se suelen respetar los compromisos previos a la encarnación? Es decir, ¿puede ocurrir que una persona haya acordado con otra ser pareja y luego, una vez encarnado, elija como pareja a otra persona, o que una pareja que se ha comprometido a tener dos hijos, luego sólo tenga uno o ninguno?

En vuestro mundo sucede muy frecuentemente que los espíritus incumplen sus compromisos preencarnatorios.

¿Por qué motivo los incumplen?

Generalmente, porque se dejaron arrastrar por sus propios defectos, por su egoísmo, tomando decisiones con la mente, que está muy influenciada por las sugestiones del mundo materialista en el que vivís, que os conduce a llevar una vida enfocada completamente a luchar sólo para conseguir objetivos materiales (consumismo), o a disfrutar de placeres materiales (hedonismo), olvidando así sus aspiraciones y compromisos espirituales.

¿Y cómo sabe el espíritu, una vez encarnado, cuáles son esos compromisos espirituales adquiridos antes de nacer si no recuerda nada de esa etapa?

Dejándose llevar por la intuición espiritual. Cuando el espíritu se deja llevar por lo que siente, está siguiendo esa voz del interior que intuye cuál es el camino a seguir, y a medida que se van cumpliendo los objetivos marcados se siente más feliz consigo mismo, más seguro y sereno, y se le clarifican los siguientes objetivos de esa vida. Cuando uno desoye esa voz del sentimiento y se deja guiar exclusivamente por la mente, y ésta le induce a seguir objetivos puramente materiales, en contra de sus sentimientos, la persona se siente vacía, inconforme consigo misma, insatisfecha, insegura, y no encuentra sentido a su vida.

¿Podrías exponer un caso concreto?

Pongamos el ejemplo de dos almas gemelas que se encuentran en su actual vida, habiendo acordado unirse como pareja antes de encarnar. Su interior espiritual los hace reconocerse y que se despierte el sentimiento mutuo que existe entre ellos. Sin embargo, imaginemos que uno de ellos está muy influenciado por su propio egoísmo, y se ha dejado llevar por él a la hora de tomar decisiones en esa vida. El egoísmo, a través de su mente, aprovechará cualquier circunstancia materialmente adversa para influenciarle negativamente, para que haga caso omiso de sus sentimientos, de una y mil formas: “no es un buen partido, no tiene dinero, no tiene estudios, no es de mi condición social, no es físicamente atractiva, mi familia se opondrá y no quiero complicarme la vida, vive muy lejos, no es de tal o cual manera, etc”. Y entonces, habiéndosele presentado la oportunidad de experimentar el sentimiento verdadero y de vivir con la persona espiritualmente afín, con quien podrá experimentar algo de la auténtica felicidad, la deja pasar, eligiendo en contra de sus sentimientos e incumpliendo así su acuerdo preencarnatorio con su alma gemela. Si se deja arrastrar por el egoísmo, ese espíritu elegirá su pareja, no en función de sus sentimientos, sino en función de sus expectativas mentales o materiales, prefiriendo a otra persona con un mayor atractivo físico, o que sea más complaciente, o con mejor posición económica, con la que llevará una vida aparentemente más excitante para los sentidos, o más cómoda, pero vacía de sentimientos.

¿Y qué ocurre con el resto de personas que sí intentan cumplir sus compromisos? Por ejemplo, ¿qué pasaría con la persona que ha sido rechazada en este caso?

Siempre hay un plan B o alternativo, ya que los espíritus guías conocen la capacidad de cada uno y saben hasta dónde uno puede llegar. Podría rehacer su vida con otra persona que, aunque no fuera tan afín espiritualmente, estuviera más dispuesta a luchar por los sentimientos y menos por el egoísmo.

¿Y qué pasa, por ejemplo, si un espíritu acordó ser el hijo de una pareja que finalmente no se formó, habiendo encontrado cada uno de los que iban a ser los padres un cónyuge diferente, si los futuros padres ya están encarnados y ya han elegido de forma distinta a lo acordado?¿Se quedaría sin encarnar?

Tened en cuenta que por el hecho de estar encarnado no significa que uno esté desconectado del mundo espiritual, ya que vuelve a él casi cada noche durante el sueño. En ese estado puede tomar decisiones que tienen que ver con otros espíritus, por ejemplo, con los que serán sus futuros hijos, y retomar los compromisos adquiridos, aunque con un plan diferente del inicialmente previsto. En el caso de que ninguno de los posibles padres se haga cargo, se buscaría una pareja alternativa con semejantes características a la anterior que quiera aceptar al espíritu encarnante como hijo. Los guías saben que tendemos a cambiar de opinión una vez que encarnamos, por lo que tienen previstas multitud de alternativas evolutivas para procurar que, a pesar de todo, tengamos opciones de evolucionar, no importa cuáles sean las circunstancias que hayamos elegido, por muy apartadas que estén del camino previamente trazado antes de encarnar. Si uno se desvía de la “ruta” inicialmente trazada, se recalcula entonces una nueva “ruta” a partir del nuevo camino que uno ha elegido, pero con el mismo destino.

¿El incumplimiento de esos compromisos acarrea al espíritu alguna consecuencia?

Aparentemente puede parecer algo negativo, como si uno se desviara del camino más corto hacia la felicidad. Pero forma parte del libre albedrío el tener libertad para cambiar de opinión en el momento que uno quiera, y experimentar situaciones que hasta que no se viven en primera persona, no se toma conciencia de lo que son. Por lo tanto, lo que no se aprende de una forma se puede aprender de otra. Existen diferentes caminos para llegar al mismo sitio, diferentes alternativas para experimentar y aprender lo mismo.

¿El espíritu que encarna, conoce de otras vidas a los que serán sus familiares o allegados?

Hay de todo. Algunas de las personas que encarnan en la misma familia pueden haber sido compañeros de otras vidas y en otros casos puede ser la primera vez que encarnen juntos en la misma familia.

¿Y quién decide la conformación de las familias, es decir, quién dice quién va a ser el padre, quién la madre, los hermanos, etc?

Normalmente lo deciden los propios espíritus que van a encarnar de mutuo acuerdo, con ayuda y asesoramiento de los guías espirituales.

¿Y de qué dependen las relaciones familiares?

De las necesidades evolutivas de los espíritus encarnantes, tanto si se trata de expiaciones como de misiones.

¿Me puedes aclarar cómo la necesidad evolutiva puede influir en la composición familiar y qué diferencia hay entre expiaciones y misiones?

Sí. Existen familias cuyos componentes, sean éstos hermanos, padres o hijos, han sido enemigos acérrimos en otras vidas y pueden haberse hecho mucho daño, motivados por el odio, deseo de venganza o resentimiento que han sentido los unos por los otros. Estos espíritus encarnarían juntos con el objeto de limar sus asperezas a través de la estimulación del afecto que proviene de la consanguinidad. Es decir, se trata de una expiación en el sentido de que estos espíritus tienen deudas que saldar entre ellos, por haberse hecho daño mutuamente, por haber actuado en otras vidas contra la ley del amor. En el caso de las misiones, los espíritus no se unen ya porque tengan deudas que saldar, sino porque se aman y deciden encarnar juntos para ayudarse mutuamente en el cumplimiento de objetivos espirituales más avanzados, que tienen que ver con la ayuda a seres espiritualmente menos evolucionados, aunque al mismo tiempo esto les sirva para mejorarse espiritualmente.

Entre esos dos extremos existen situaciones intermedias de todos los matices, en las que existe parte de egoísmo y parte de sentimiento, parte de expiación y parte de misión, porque a medida que el espíritu avanza por el camino de la evolución espiritual, cada vez tiene menos deudas que saldar y más amor para dar de forma incondicional.

¿Pero, en el caso de las relaciones por expiación, no se producirá el efecto contrario al que se persigue? Es decir, si las personas que se odian son obligadas a convivir bajo el mismo techo, ¿no generará abusos, malos tratos, tensión y discusiones constantes?

No son obligadas, sino que ellas mismas han aceptado la sugerencia de los guías espirituales para vencer sus malos sentimientos. Los abusos, malos tratos y discusiones a los que haces referencia aparecen porque estos espíritus continúan aferrándose a sus malos hábitos espirituales y no quieren reformarse.

De todas formas, me parece una terapia demasiado agresiva el situar a personas que se odian en la misma familia. Es como juntar a todos los presos peligrosos en la misma celda ¿No acabarán despellejándose? No veo que de esa situación les pueda surgir el amor.

No he dicho que todas las personas de la familia se lleven mal entre sí. Se puede dar, por ejemplo, que el choque sea entre el padre y un hijo, o entre un hermano y otro, pero no de éstos con los otros miembros de la familia. Generalmente, en estas familias también encarnan espíritus más avanzados que dan el ejemplo a seguir de cómo ha de ser una conducta amorosa. El hecho de que espíritus con defectos semejantes encarnen juntos es precisamente para que uno sirva de espejo del otro, y aprendan de la experiencia de convivir con alguien que se parece a uno mismo.

¿Y qué es lo que han de aprender de esta experiencia?

Lo primero, saber que todos somos hermanos, y aquí es literal, porque la persona más odiada en la vida anterior puede ser tu hermano de sangre en la siguiente. Tened clara una cosa: no se puede evolucionar queriendo sólo a unos cuantos y odiando a los demás. Hasta que no transformemos el odio en amor no avanzaremos. Por ello debemos reparar el daño que hemos hecho por odio, y qué mejor manera que hacerlo con la persona con quien más nos cuesta y a quien más le debemos. También sirve para conocer y vivir en carne propia las manifestaciones del defecto de otra persona que tiene el mismo defecto que nosotros, entendiendo como defecto una manifestación del egoísmo. Tenemos tendencia a ver la paja del ojo ajeno pero no la viga del propio, es decir, nos fijamos muy bien en los defectos de los demás, especialmente los de las personas que no nos son queridas, pero no queremos ver los propios, que suelen ser semejantes a los de los demás.

Viviendo en nosotros los efectos del defecto, la experiencia propia del sufrimiento que genera esa manifestación del egoísmo de los demás en nosotros mismos, tomaremos conciencia de que existe y de que es algo que hay que ir eliminado.

Volvamos al tema de las relaciones personales, ¿por qué motivos pueden unirse dos personas en una pareja?

Por amor, por necesidad de evolución espiritual o por apego.

Los dos primeros son motivos que obedecen a criterios espirituales, y se deciden antes de encarnar. La última es elegida por la persona cuando ya está encarnada y suele tomarse más por razones “terrenales” que espirituales, alterando muchas veces los compromisos espirituales adquiridos antes de encarnar.

¿Me puedes explicar qué diferencias hay entre unos tipos de unión y otras?

Las primeras se producen por la unión de sentimientos y la afinidad espiritual.

Las segundas por una necesidad de aprendizaje mutua y generalmente se dan entre espíritus que tienen algún tipo de cuenta pendiente, o que pueden mejorar espiritualmente a través de la convivencia, por tener determinados defectos o virtudes que pueden trabajarse a través de esa convivencia.

La tercera se da por una atracción física o sexual, por afinidad de objetivos mentales o materiales, o por necesidad material, necesidad afectiva, conveniencia u obligación entre las personas que se han unido.

En el caso de la encarnación de los hijos puedo entender que esto sea decidido en el mundo espiritual. Pero la decisión de unirse dos personas como pareja ¿acaso no se toma siempre en el mundo físico, una vez está uno encarnado?

Cierto es que la decisión final se toma cuando uno está encarnado. Pero yo me pregunto, ¿cuál es la probabilidad de que dos personas que no se conocen, entre tantos miles de millones, se encuentren en una vida? ¿Casualidad? Para que las circunstancias confluyan, es decir, para que ciertas personas se conozcan y tengan la oportunidad de conocerse, hace falta que converjan un cúmulo de circunstancias, y esto es lo que se organiza desde el lado del mundo espiritual. También el reconocimiento de que cierta persona va a ser alguien importante en la vida de uno es una impresión que viene del recuerdo de la otra vida.

Según lo que cuentas, deduzco que uno puede tener parejas diferentes en cada encarnación, ¿no?

Sí, claro. Suele ser lo normal en los mundos de vuestro nivel evolutivo y, además, muchas veces es necesario para la evolución espiritual, o es la consecuencia de los actos de otras vidas.

¿Qué quieres decir?

Que incluso aun tratándose de almas gemelas, de espíritus totalmente afines, si les pueden más los defectos que los sentimientos, pueden acabar separándose, aunque sea sólo temporalmente, por no querer reconocer ni modificar los malos hábitos espirituales. A veces sólo se aprecia lo que se tiene cuando se pierde. De ahí que para otras vidas elijan a otras parejas con menor afinidad, pero que les pueden ayudar a modificar estos hábitos. En vuestro mundo hay muy pocas parejas que se unan por amor, porque la mayoría hace poco caso del interior. La gran mayoría lo hace por necesidad o conveniencia material o afectiva, o atracción sexual, y sólo una pequeña parte se une en función de las necesidades espirituales.

En los mundos más avanzados, donde los espíritus ya han eliminando gran parte del egoísmo y son más consecuentes con sus sentimientos, la mayoría de uniones se dan por amor, porque los espíritus afines se reconocen inequívocamente y porque saben que la satisfacción de ningún anhelo material les puede hacer más felices que el sentimiento mutuo que experimentan. Encontrarás pocas parejas que no sean almas gemelas y ninguna que haya sido elegida en función de intereses egoístas.

Siempre nos han dicho que lo más espiritual era tener una pareja para siempre, por aquella frase de “lo que ha unido Dios, que no lo separe el hombre”, pero ahora tú me dices que tener más parejas es “lo normal” y que puede ser beneficioso espiritualmente. ¿No existe aquí una contradicción?

Es que una cosa son los lazos de amor y otra los del matrimonio. En el 90% de los matrimonios de la Tierra no hay amor verdadero, aunque esto no puede ser evidente para los cónyuges hasta pasado un tiempo. Pero parece ser que por haber firmado un papel uno no tiene derecho a cambiar de opinión. Cuando vosotros elijáis vuestras relaciones en función de vuestros sentimientos, entonces vuestras relaciones serán duraderas, como lo son las de los mundos avanzados. Pero tened en cuenta que lo que une a estas parejas no es la obligación, sino el sentimiento. Cada uno mantiene su libertad, tanto para elegir a la pareja, como para decidir separarse si así lo decide por propia voluntad, sin tener que rendir cuentas a nadie de su decisión. Tened clara una cosa: es el amor mutuo lo que hace que dos seres estén unidos, manteniendo cada uno su libertad individual intacta, no ningún contrato firmado, aunque sea delante de un sacerdote, o de un altar lleno de reliquias religiosas y flores, porque no es Dios el que os está uniendo, sino vosotros mismos, y las leyes y costumbres que habéis querido inventar. Lo que sí os ha dado Dios es la capacidad de amar, un alma gemela para que experimentéis ese amor y seáis felices, y la libertad de decidir vuestro destino. Pero como ya he dicho, en vuestro mundo, las pocas parejas que se unen por los sentimientos todavía han de vencer el propio egoísmo, que muchas veces puede más y consigue imponerse a los sentimientos. Por ello la lapidaria frase “Lo que ha unido Dios, que no lo separe el hombre” la podríais sustituir por la siguiente, mucho más apropiada y que resulta un buen consejo a seguir para aquellos que buscan experimentar la auténtica felicidad: “Lo que ha unido el amor, que no lo separe el egoísmo”.

Entonces, ¿el divorcio es algo positivo desde el punto de vista espiritual? Siempre me pareció lo contrario, ya que la mayoría de religiones cristianas son contrarias al divorcio.

Una cosa es la religión y otra la espiritualidad. El tener la libertad de elegir con quién estar o no estar es siempre positivo. Es positivo porque permite ejercer el libre albedrío y el mundo espiritual siempre está a favor del libre albedrío. Forzar a una persona a estar con alguien por el que no siente o, aunque sienta, con quien le es imposible convivir por la razón que sea, sólo por haber firmado un papel, es vulnerar su libre albedrío. Y es que vosotros todavía creéis que el estar unido a una pareja implica renunciar a una parte del libre albedrío y esto no es así. Por ejemplo, creéis que por el hecho de estar casado o viviendo en pareja con alguien, esto le obliga a uno a mantener relaciones sexuales con la pareja, como si fuera un deber que se ha de cumplir por encima de todo, y esto no es así. Uno no está obligado a mantener relación sexual con su pareja sólo por el hecho de estar casados, si no lo quiere o desea. Ni a unirse a una persona sólo porque haya mantenido relaciones sexuales con ella.

Ni está obligado a sentir lo que no siente, aunque por las circunstancias que sea se haya unido a ella. Y, lo más importante, no se ha de sentir culpable por ello, porque los sentimientos no pueden ser forzados, sino que han de emanar espontáneamente. Desde el punto de vista espiritual, por encima de todo está la libertad individual, que prevalece sobre cualquier otra cosa. Mientras no os desprendáis del apego no podréis experimentar la felicidad del amor, porque el apego es al amor lo que la jaula es para el pájaro.

Entonces, cuando las personas que mantienen relaciones no se quieren, sino que sólo lo hacen por pasar un buen rato, ¿están transgrediendo alguna ley espiritual?

No. Si las personas lo han elegido libremente, no hay ningún problema. Lo que ocurre es que cuando el espíritu avanza espera algo más de la relación sexual, y una relación puramente física le dejará insatisfecho y le hará sentir vacío, además de que cuando dos personas que se unen en la relación, aunque sexualmente se atraigan, si no son afines espiritualmente, y no sienten desde el interior, la relación exclusivamente sexual acaba por hastiar. Por eso no suele durar mucho. Si se prolonga, será una relación inestable, siempre en conflicto permanente, ya que los lazos que la unen son muy débiles.

A medida que el espíritu evoluciona, su sexualidad pasa de ser un instinto, una necesidad biológica, a ser un instrumento de expresión del sentimiento. Para los humanos primitivos la sexualidad era básicamente instintiva y no podía haber un vacío del sentimiento cuando se apareaban con alguien a quien no querían, porque su sentimiento estaba todavía escasamente desarrollado.

Pero un espíritu más evolucionado, con mayor capacidad de amar, sentirá un gran vacío si en sus relaciones sexuales sólo busca satisfacer su instinto. La relación sexual para el espíritu avanzado es una manifestación de amor íntimo. Cuando los espíritus que mantienen una relación sexual son espiritualmente afines y se aman mutuamente, el sentimiento de amor profundo se manifiesta en la relación sexual, y se produce simultáneamente al intercambio de los cuerpos físicos un intercambio energético entre ellos que los revitaliza y los llena, y que surge de la interpenetración de los cuerpos astral, mental y espiritual. Por el contrario, en una relación puramente sexual, es decir, en la que las personas que practican el sexo no sienten amor la una por la otra, aunque haya una satisfacción del cuerpo físico, faltará la compenetración de los cuerpos más sutiles, astral, mental y espiritual, y esto dará como resultado la sensación de vacío e insatisfacción.

En los mundos avanzados, lo que mueve a los espíritus a unirse como pareja es, exclusivamente, el amor interior que sienten y, por tanto, es muy raro que se unan las parejas por algún otro motivo. Como allí la percepción está muy desarrollada, no hay lugar a engaños ni decepciones, que en la Tierra suelen ocurrir al encontrar que la pareja no es como uno creía, porque hasta ese momento mostraba sólo una apariencia para conquistar.

¿Y cómo se pueden resolver los problemas de sexualidad?

Vuestros problemas con la sexualidad son en su mayoría debidos a que mantenéis relaciones sexuales con personas por las que no sentís prácticamente nada de amor. Todavía continuáis mirando sólo la parte física, y creéis que la culminación del placer sexual es mantener relaciones con personas físicamente muy atractivas. No queréis reconocer la parte de los sentimientos y, puesto que la mayoría de vosotros no estáis emparejados con las personas amadas espiritualmente afines, el problema viene de no sentir. Viene de no sentir un llenado del interior. Los espíritus más avanzados son los que más sufrirán por mantener relaciones sexuales sin amor. En vez de reconocer que el problema está en la ausencia de sentimientos y que lo que hay que hacer es empezar a actuar más conforme a lo que uno siente, os empeñáis en buscar experiencias sexuales con otras personas igualmente por las que no sentís nada, o en añadir al sexo otros componentes que supuestamente lo hacen más atractivo, pero igualmente vacío.

Entonces se cae en un círculo vicioso, ya que se busca llenar con materia lo que sólo podría llenarse con sentimiento.

Entonces, ¿me quieres decir que el amor romántico, esas relaciones que vemos en las películas, son algo que escasea en nuestro mundo?

Lo que ocurre es que vuestro concepto de lo que es el amor, en este caso, el amor de pareja, está distorsionado respecto a lo que es el amor desde el punto de vista espiritual.

No escasean las relaciones por intensa atracción física, qué vosotros llamáis erróneamente amor “pasional” o “romántico”, que son como la luz de una bengala, muy intensa en un instante y que luego se apaga para siempre, y que se intenta vanamente prolongar a base de superexcitar los sentidos con aderezos materiales (una cena en un restaurante caro, un regalo llamativo, una noche en la suite de un hotel de cinco estrellas o unas vacaciones en una isla paradisíaca). Y a todo esto le llamáis amor romántico, cuando en realidad no deja de ser una fuerte atracción sexual que se va difuminando una vez el deseo sexual ha quedado satisfecho. Respecto a las pasiones, muchas veces no tienen nada que ver con el amor, sino sólo con el deseo insatisfecho de poseer a alguien, que es la manifestación del egoísmo que hemos llamado apego. Las personas no son objetos, no pueden ser poseídos y no pertenecen a nadie más que a sí mismos. No confundáis el querer con el querer poseer, el amor, con el apego.

Tened clara una cosa: no se puede obligar a nadie a querer, porque si el amor no es libre, entonces no es amor. Los sentimientos no se pueden forzar. Los sentimientos no obedecen a sugestiones, manipulaciones, imposiciones ni mandatos. Si queréis ser amados, entonces amad incondicionalmente, sin esperar nada a cambio y entonces, algún día, la ley de causa-efecto os traerá aquello que vosotros habéis dado.

LAS LEYES ESPIRITUALES
Vicent Guillem
http://lasleyesespirituales.blogspot.com

Pag. Anterior: Varios/Otros – Cómo vencer los defectos y sus manifestaciones.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4084

Pag. Siguiente: Varios/Otros – La enfermedad a la luz de la Ley del Amor. I
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=4087

*    *    *

*    *    *
Anuncios

TiAmAt: sharing2.1, compi…Understanding Time, & the Kondratieff Wave, | Armstrong Economics,

Origen: TiAmAt: sharing2.1, compi…Understanding Time, & the Kondratieff Wave, | Armstrong Economics,

Wednesday, February 14, 2018

sharing2.1, compi…Understanding Time, & the Kondratieff Wave, | Armstrong Economics,

 *      *      *
 
 
 *   *   *

*   *   *

 
 

*   *   *
* * *

 
 

*   *   *

*   *   *

 
 
 

* * *
* * *

 
 
 

* * * *
* * *

 
 
 

* * *
*   *   *

 
 
 

* * *
* * *

 
 
 

*   *   *

* * *

 
 
 

*   *   *
* * *

 
 
 

* * *
* * *

 
 
 

*   *   *
* * *

 
 
 

* * *
* * *

 
 
 

*   *   *
* * *

 
 
 

*   *   *
* * *

 
 
 

*   *   *
* * *

 
 
 

* * * *
* * *

 
 
 

* * *
* * *

 
 
 

* * *
* * *

 
 
 

* * *
* * *

 
* * *
 
 
 
* * *
* * *
* * *

TiAmAt: sharing2 – The Success, of the Astral Currency, in the Transition Phase, » Stankov’s Universal Law, Press, How Will the Collapse, of the Orion Matrix, Unfold in the End Time, » Stankov’s, Universal, Law Press,

Origen: TiAmAt: sharing2 – The Success of the Astral Currency in the Transition Phase » Stankov’s Universal Law Press, How Will the Collapse of the Orion Matrix Unfold in the End Time » Stankov’s Universal Law Press

Monday, May 16, 2016

sharing2 – The Success of the Astral Currency in the Transition Phase » Stankov’s Universal Law Press, How Will the Collapse of the Orion Matrix Unfold in the End Time » Stankov’s Universal Law Press

 
*               *               *
Translate   /traducir/ Vertaal
Terjemahan/μεταφράζω / übersetzen /
переводити/Traduire/ переводить
 ترجم / לתרגם   翻訳する
  *    *    *
*   *   *    *   *   *

* * *
*  *  *
*       *       *
Sharing:
  
The Success of the Astral Currency in the Transition Phase » Stankov’s Universal Law Press

* * *

The Success of the Astral Currency in the Transition Phase
by Georgi Stankov Posted on May 14, 2016

Spirit of the Ancient Sea – A Message From My Highest Self

Shinzhi Rumi, May 14, 2016

www.stankovuniversallaw.com

Question to my Highest Self: Does the Source of All-That-Is have a message concerning the “Astral” currency project?

Answer: Yes.

Request: Then please share this message with me now.

Answer: The “Astral” currency project is in the proverbial hot phase preceding its publication and introduction as publicly accessible currency and currency system replacement of a world currency system which is currently collapsing and close to collapse.

Concerning the likelihood of the “Astral” becoming a new interim currency during the time period after the final collapse of the world economy and world currency system, and the related dissolution of existing, also currently warring armies and the end of acts of war in the entire world, it can be assumed that the “Astral” will play a pivotal role in implementing the so-called “New Age”, as some humans commonly call it. The beginning of this New Age is imminent.

Consequently, it should be stated that the individual and collective efforts of those souls incarnated in human and non-human soul expression forms in this space-time continuum and in other space-time continuums play an important role in implementing this action plan decided by the Source of All-That-Is in order to abolish the current world control system which is to the advantage of some human and humanoid life forms and to the disadvantage of the vast majority of all life forms incarnated on this Earth.

A continuation of this world control system, in whatever form, will never occur on this timeline in this space-time-continuum because Mother Earth, present in this space-time continuum and on this timeline, has been involved in this irreversible ascension process for far too long a time which, basically, has already been completed or is close to completion. Afterwards, the Earth will make the final transition leap into the higher self-experience realms together with all those incarnated souls prepared and equipped for this “Great Leap” – above all in terms of being emotionally, spiritually, mentally prepared and much less in terms of being materially equipped (e. g. seeds, food, water, medication, even money as a means of exchange in the initial post-transition period).

(“Great Leap” alludes to Mao’s “Great Leap Forward” and is to be understood as its opposite. Note, Rumi.)

Being materially equipped seems to be advisable or necessary for all those incarnated souls desiring a more physically demanding transition experience. This also applies to those incarnated souls currently present in regions on this Earth which will be affected by numerous changes, because those souls desiring to continue living in those regions will have to adapt to changing or changed living conditions. This also applies to those incarnated souls currently present in such regions which will be affected by changes, because those souls are biding their time and might have to leave such regions in time.

However, over the course of the evolving circumstances money as a means of exchange will be abandoned in favor of a currency accessible to all humans and available in unlimited quantity which will put an end to the current relationships of inequality, injustice and dependency of this current world control order.

In order to implement this currency on a global scale it is, first of all, necessary to create the needed structural and logistical prerequisites in certain independent, self-determined regions where humans are already internally prepared and materially equipped in doubtless anticipation of the coming downfall which some are perceiving and will perceive as a transition.

Initially, this currency will be established and will assert itself on a local level where it will set stable conditions for a permanent and lasting society to develop on a small scale, like a nucleus/seed. A nucleus/seed growing simultaneously in many places all over the EARTH and not anymore WORLD, because world is a political term, a political statement, a geopolitical agenda, the implementation of an agenda planned well in advance by a proverbial hidden hand, from generation to generation meticulously executed, which will not be implemented in its original form on this EARTH on this timeline in this space-time continuum.

Efforts will be made (by the cabal) to usefully adjust this plan to the new conditions and to offer this plan to humans in order to guarantee the survival of the already collapsed control system in another form. However, those humans receiving this adjusted plan will immediately realize its true nature and no longer fall for usual deceptions, but instead rely on their innate ability to discern true from untrue, right from wrong. On the basis of this ability to discern they will give preference to such a plan giving consideration to their own needs and interests and wishes in accordance with all other forms-of-being and life forms on this Earth, be they incarnated or not.

Description of the Transition Period

As the limits between subtle/spiritual and material/physical forms-of-being and life forms will diminish, parallel space-time-levels/realms will become very permeable and transparent. The activation of so-called psychic abilities in all humans will dissolve the seeming separation between the various space-time-levels/realms. The dissolution of cognitive limits will bring doubtless clarity that all expression forms of All-That-Is are always connected to/with each other.

This is All-Time, All-Presence, All-Connection, All-Awareness, All-Consciousness, All-Being. This is All-That-Is in action and non-action.

Consequently, all existing and current conflicts, perceptions of threats, attempts to control and divide and enslave, deliberate harming of other forms-of-being and life forms will be considered useless/pointless and abandoned forever by reason of their destructive consequences for all forms-of-being and lifeforms.

Be it mountains or forests, plants or dolphins, fishes or ants, bushes or lakes, ferns or clouds, mountain tops or wave combs, flowers or meadows, grasses or giraffes, elephants or earthworms, humans or monkeys.

These seeming, physically perceivable differences of life forms will continue to be perceived as such, but always in awareness of the fact that they all originate from one and the same Source, and that they all are connected to/with each other and to/with All-That-Is. The separation of One from Everyone is illusory. The splitting-off of Minor from Major is illusory. The splitting of the Atom without consequences for All-That-Is is illusory.

Man/The human being is not the measure of all things.

The medicine of the human soul is not available over the counter, or by presenting a prescription at the pharmacist’s of your confidence, also not in the one-hour-session with your psychotherapist. The healing of the soul can only be initiated and performed by the soul itself. Man/A human being, as well as each and every other life form gifted with reason and free will, intelligence and creativity only has to allow his innate soul, which determines and designs every single aspect of its incarnated being and existence without exception, to heal what Man inflicts on others, what Man allows others to inflict on himself, what Man inflicts on himself.

Because oftentimes a human self, so to say a surface personality not conscious of its soul depth, succumbs to the notion of being in full control of its life. A life which it considers its own. Even when the increasingly recurring evidence showing the opposite is true is overwhelming, such a personality tends to cling to its restricted and restricting point of view even more stubbornly because this point of view seems to be the only guarantee to save the personality’s proverbial island in the Ocean of the Soul from continually returning storms; storms which continually remind the personality who he/she is in truth, and that his/her island is one of many islands in an ocean, and that it is possible to build a boat and to travel from one island to another.

For where there is a will, the soul finds a way. Even if the will is not in accordance with the soul.

Many a storm arising from and over the Soul Sea brings many a treasure to the surface. And many a sea monster. Which is nothing else but the embodiment of a fear, an anxiety, a memory, an experience still in need of clearing and explanation.

Feed your monster. Give it what it needs, not what it wants. Because what it wants is not and never what it needs to free it from its existence as a monster which longs for nothing else but being acknowledged and accepted by the one facing the monster – intentionally or unintentionally, voluntarily or forcibly.

Love your monster. Acknowledge and accept it for what it is in truth – a part of your own truth. Learn to listen to the monster instead of slaying it, mocking it, slandering it, rejecting it, disdaining it, cursing it for blowing the seeming storm wind into your face.

Each and every human is his own hero. Each and every human is his own Homer, his own Ulysses, his own Perseus, his own Indiana Jones. The hero (and heroine) is an archetype, a soul expression form designed by the Source of All-That-Is. There are many more of them. They slumber deep inside, waiting patiently for the boatsman to throw his net into the ocean, to pull in the sealed amphora, to break the seal and to set the spirit contained within and its boundless power free.

The Spirit is the Ocean. The Soul is the Sea. The Spirit of the Ancient Sea.

Entire epics could be composed, whole adventure tale volumes could be filled about many an intrepid explorer of the Soul Ocean, but only by this explorer who – literally – explored and discovered himself. These are the true epics of humanity, the true hero sagas, the true eddas sung of and being sung before eternally flickering homestead fires in Plato’s Cave, admired and passed on by listeners full of expectation and life-experience.

This is the end of this announcement.


Share this:

Email
Facebook15
Reddit
Twitter
Google


This entry was posted in Ascension. Bookmark the permalink.
* * *
* * *

*               *               *
Translate   /traducir/ Vertaal
Terjemahan/μεταφράζω / übersetzen /
переводити/Traduire/ переводить
 ترجم / לתרגם   翻訳する
  *    *    *
*   *   *    *   *   *

* * *
*  *  *
*       *       *
Sharing:
 

 

How Will the Collapse of the Orion Matrix Unfold in the End Time » Stankov’s Universal Law Press* * *


How Will the Collapse of the Orion Matrix Unfold in the End Time

 
 
by Georgi Stankov Posted on May 15, 2016

Remember Troy – A Conversation with my Highest Self

Shinzhi Rumi, May 15, 2016

www.stankovuniversallaw.com

Question to my Highest Self: Does the Source of All-That-Is have detailed information concerning the interim period immediately after the collapse of the existing world finance and world control system?

Answer: Yes.

Request: Then please share these details with me now.

Answer: The interim period immediately after the collapse of the existing world finance and world control system will be of pivotal importance for the future evolution of current humanity into a transgalactic civilization and life form.

The ascending humanity will again be fully aware of its divine, immortal, true, spiritual, timeless, unlimited nature as well as be able to make full and partial use of innate, so-called psychic abilities which, at this current stage, are evolving, unfolding, opening, activating and which, over the course of the imminent interim period, will be evolving, unfolding, opening, activating in order to give humans the possibility and opportunity to draw, to act, to think, to feel, to plan, to create consciously from the Source of their true being, their true self.

In order to accomplish this, it is necessary to dissolve step-by-step the cognitive limitations/ restrictions imposed on and accepted by almost all human life forms on this Earth so as to enable these humans involved in this process of opening their subtle consciousness channels to get used to this consciousness expansion in a gentle, lasting manner.

Question: I also would like to know whether the cabal and its helpers will still share the same time-space and space-time with all other life forms which the cabal intends to enslave but which, due to their increasing frequency and degree of consciousness expansion are ascending together with this uppermost mother planet.

Answer: It should be stated that the so-called cabal has, proverbially speaking, played itself offside for reason of its own past, current and future-oriented intentions, plans, deeds, actions. Currently, the cabal is in a cognitive and really desperate situation. It is and will no longer be in a position to implement its secret plans for a renewed installation of an even more effective world control order to its advantage on this ascending Earth by means of the powers and means available to it and by reason of its traditional, ossified habitual ability to act.

So-called relegation is the only way left to the cabal, like a third-class amateur soccer club which bought the wrong players in order to win its rigged games, the course and outcome of which was already clear before the start of the game. The cabal had set it up this way and agreed with seeming opponents and opposing teams as almost all parties involved and participating in this game system are and were aware, to various but sufficient degrees, of the aim of this game and which roles were set for whom.

The existing world control system is like the so-called soccer mafia where betting fraud, scandals involving players, doping, manipulation, betting games and other kinds of fraud are the rampant norm on all levels. These powerful associations always work together, even when, at times, they seemingly hold opposing views and argue with and fight each other. At the end of the game, somebody pays the price: the fan. At the end of the game, there can be only one winner: the cartel. And only one loser: the viewer. Who gave his life force in whatever form to his team without having received any energetic equivalent.

This game repeats itself on all levels of this world control system which can be likened to Stephen King’s “dark world tower” which leads to only such realms/levels and opens doors to only such realms/levels arising from and in accordance with the general level of consciousness of the tower’s builder. This tower is a proverbial and literal dead-end/ death-end for a multidimensional being not believing in its own multidimensionality or not having experienced clear, undubitable, personal evidence of its own mutidimensionality.

An awakened being which used to wander and act on this Earth as a former human being will give clear, undubitable evidence by example of its transfiguration into a multidimensional being in front of all those humans witnessing this transfiguration. For it is this decisive, this very evidence that will evoke each and every human’s memory of its own multidimensionality and, consequently, trigger internal processes and changes – in particular cognitive, but also emotional, psychological, physiological processes and changes on all levels of being and existence of a human life form.

For what has been accomplished by one, can be accomplished by everyone.

A cognitively sealed, limited, conditioned human mind may all but reject this. However, since this one decisive transfiguration will be followed by more transfigurations of former human lifeforms within very short a time, even those doubters will find it increasingly harder to refuse the generally occurring change and transformation of humanity and the Earth.

Question: Does the Source of All-That-Is have further information concerning the currency “Astral” which are important to mention at this point?

Answer: No.

Question: Does the Source of All-That-Is have further information concerning the current ascension process of this Earth and this humanity?

Answer: It has to be stated that the completion of this ascension process is imminent, and that the internal processes – emotional, physical, mental, cognitive, spiritual, physiological, psychological ones – of ascending human soul expression forms are en route to completion, and that these processes, synchronistically directed by the soul, and all levels affected by these processes have reached such a saturation degree that the completion of these processes leading to the final transformation and transfiguration of these affected lifeforms is imminent.

Nothing needs to be added in this regard. Ascension is a done deal.

The downfall, which some are perceiving and will perceive as a transition, is irreversible. The transformation of the Earth into an independent, transgalactic soul expression form is irreversible. The transformation and transmutation of current humanity into an independent,transgalactic life form and civilization is almost complete and irreversible. For too long a time have we worked towards this point in time so that this process cannot be forcibly reversed at the last moment, like a few souls incarnated in human forms on this Earth in this space-time continuum still believe.

At this point, the following should be pointed out to these life forms:

Remember that you are physically mortal. Remember that after the end of your earthly existence your deeds shall speak for you. Remember that you are mortal only in your limited sensory perception. For after the end of your limited three-dimensionality, which does not go beyond the additional perception of time and certain psychical phenomena, your cycle of self-experience and self-realization will continue. Remember that the longer you reject your souls and your souls’ gifts in preference to believing the false promises of those forces which for far too long a time have pulled you like the proverbial puppets on strings from the shadows of your personal and the collective human perception, the longer you shall remain in this cycle.

Not you are the players in your world setting the game, you are the playing pieces being set. Not you are the game makers, you are the game characters. Not you set the rules, the rules are and will be set for you to follow. Not you are the triggers of change, you are the triggered ones. Not you are the causes, you are the caused ones. Not you are the makers, you are the made ones. Not you are the powerful ones, you are the disempowered ones who disempowered yourselves and allowed yourselves to be disempowered by forces taking advantage on purpose of your own unfulfilled wishes, unclosed backdoors, unhealed wounds, unresolved conflicts, unclarified and unexplained decisions, actions, consequences, memories and use them against you and everybody else.

Remember old Troy. You were there. You were Troy. You were the Trojans. You were the Greeks. You were Paris. You were Helena. You were Agamemnon. Your were Ulysses. You were the seers. You were the serpents which bit the seers to death and stole the Trojans’s visionary eyesight on purpose. Because it were you who let the serpents into inside you so that they could work through you. And can work until this day.

Now, as the serpents were exiled and expelled from this space-time continuum, this EARTH, and not anymore this WORLD created by you, is in the hands of those who deserve to lead lives worthy of their true nature – independently, free and in free will, always in respect of all soul expression forms incarnated on this new Earth.

It should be said to all of you that this new Earth is still open to all of you, and that none of you has been exiled, and that none of you is unloved, and that none of you is sinful and condemnable. And that none of you was, has been, will be forsaken by God, by the Source of All-That-Is.

Decide. You are free to choose whom you want to trust – those dark hollow serpents which only take life and deliver death, or that golden medicine in that proverbial chalice which has always been deep inside you. This gift of so-called gods, this holy grail, always filled to the brim by the Source of All-That-Is and the forces and powers acting on its behalf, cannot be taken away by any power in this world, in this universe. Because it IS the primordial force in its most alive, purest, holiest, most sanctified essence inside you and available to you and each and every human and other animate life forms.

All of you be forgiven and all of you are already forgiven. We all are children of the One. Flaming sparks of life’s fire in a seemingly dark sky. For how could a spark’s, a star’s radiant nature become visible without darkness? The darkness inside us is a canvas upon which our soul immortalizes itself in luminous colors. Our soul’s journey through the canvas landscapes of our lifetimes is marked by luminous tracks.

Follow the tracks of your journey of self-finding, self-invention, self-discovery, self-becoming, self-creation, self-experience, self-realization, self-salvation, salvation-from-self, self-dilution, self-disillusion, self-dissolution. Because on this journey you will realize that it is not your human self giving you timeless form and eternal memory, but the voice of All-That-Is alone echoing your deeds on and through all levels of being.

An echo which always returns to its Source, its caller.

You, who in the mid of dark night is calling with loud and desperate voice to be heard, listen well: your call has been heard. Your path is open. Your path leads inside you. The end of your path is inside you. Follow the call. Follow the path. Follow the end of your path. The path is inside you. The end of the path is inside you. You are the path. You are the end of the path. You are the path that leads to you.

At the end of the path there is you.

This is the end of this announcement.

Share this:

Email
Facebook35
Reddit
Twitter
Google


This entry was posted in Ascension. Bookmark the permalink.

*      *      *


*      *      *