sharing – El alma antigua. – Los ángeles. – Seth ~ Los animales no poseen consciencia con tantas libertades. | AGHARTAN

Origen: sharing – El alma antigua. – Los ángeles. – Seth ~ Los animales no poseen consciencia con tantas libertades. | AGHARTAN

 

Oct
30
 

sharing – El alma antigua. – Los ángeles. – Seth ~ Los animales no poseen consciencia con tantas libertades.

*  *  *
Translate   /traducir/ Vertaal /  
Terjemahan/μεταφράζω / übersetzen

переводити/Traduire/ переводить 

 

 ترجم / לתרגם   翻訳する/თარგმნა
  ***
* * * * * *
 
* * *
 
Sharing:



Seth ~ Los animales no poseen consciencia con tantas libertades.





SESIÓN 512, 27 DE ENERO DE 1970
21.02 MARTES
(La sesión programada normalmente para los lunes tuvo que posponerse para esta noche.)

(El ritmo de Jane era bastante lento y con muchas pausas. Algunas están indicadas en estas notas. Su voz tenía un tono medio; frecuentemente tenía los ojos abiertos.)

Buenas noches.

(–Buenas noches, Seth.)
 
 
 

Bien.
 
 
 Volvamos a nuestro nuevo manuscrito.
 
 
 
 Como hemos mencionado a los animales, debo decir aquí que ellos poseen un tipo de consciencia que no les permite tantas libertades como la vuestra; pero, por otro lado, no se ven estorbados por ciertas características que a menudo dificultan a los humanos el ejercicio de todo el potencial práctico de su consciencia.

La consciencia es una manera de percibir las distintas dimensiones de 
la realidad.
 
 
 
 La consciencia que conocéis vosotros es muy especializada.
 
 
 
 Los sentidos físicos os permiten percibir el mundo tridimensional, pero al mismo tiempo, debido a su propia naturaleza, pueden inhibir la percepción de otras dimensiones igualmente válidas.
 
 
 
 Muchos de vosotros os identificáis con vuestro ser diario, físicamente orientado. Nunca se os ocurriría identificaros sólo con una parte de vuestro cuerpo y hacer caso omiso de todas las otras; sin embargo, es eso lo que hacéis (sonrisa) cuando creéis que vuestro ser egotista es el que lleva la carga de vuestra identidad.

Estoy diciendo que no sois una bolsa cósmica de carne y huesos que se mantiene unida a causa de la mezcla de ciertos elementos y agentes químicos. Estoy diciendo que vuestra consciencia no es un producto repentino formado por mero accidente debido a la interrelación de ciertos componentes químicos.

No sois un retoño abandonado de materia física, ni vuestra consciencia ha sido creada para desvanecerse como una bocanada de humo. Al contrario, formáis el cuerpo físico que conocéis a un nivel inconsciente muy profundo, haciendo uso de un gran discernimiento, una milagrosa claridad y un íntimo conocimiento inconsciente de cada mínima célula que lo compone. Y todo esto no lo digo en sentido simbólico.

Dado que vuestra mente consciente, tal como la conocéis, no está despierta a estas actividades, no lográis identificaros con esa otra porción interna de vuestro ser. Preferís identificaros con aquella otra parte vuestra que mira la televisión, trabaja o cocina: la parte que vosotros creéis que sabe lo que está haciendo. Pero esa porción vuestra, aparentemente inconsciente, es muchísimo más erudita, y la totalidad de vuestra existencia física depende de su buen funcionamiento.

Esa porción es consciente; sabe y está alerta. Sois vosotros los que estáis tan concentrados en la realidad física que no escucháis su voz, que no comprendéis que ella es esa gran fuerza psicológica de la que emana vuestro ser físicamente orientado.

Yo llamo «ego interno» a esa aparente inconsciencia, pues dirige las actividades internas. Correlaciona la información recibida, no a través de los sentidos físicos, sino a través de otros canales internos. Él es el perceptor interno de la realidad que existe más allá de la tridimensional, y lleva consigo el recuerdo de cada una de vuestras existencias pasadas. Puede ver las dimensiones subjetivas, que son prácticamente infinitas, y es de esas dimensiones subjetivas de donde fluyen todas las realidades objetivas. (Larga pausa.)

A través de esos canales internos se os da toda la información necesaria, y existe además toda una serie de increíbles actividades internas que suceden antes de que podáis tan siquiera mover un dedo, pestañear o leer una frase en esta página. Esa porción de vuestra identidad es bastante clarividente y telepática de forma innata; os avisa de los desastres antes de que ocurran, aunque no siempre aceptéis conscientemente el mensaje. Y toda esa comunicación tiene lugar en menos tiempo del que se tarda en emitir una sola palabra.

(Suavemente:) Puedo hacer pausas de vez en cuando para que descanséis.

(–No. Estoy bien.)

El «ego externo» y el ego interno trabajan juntos, uno para ayudaros a manejar el mundo que conocéis, el otro para traeros esas delicadas percepciones internas, sin las cuales no se podría mantener la existencia física.

Sin embargo, hay una parte vuestra –la identidad interna, que conforma los egos externo e interno– que tomó la decisión de que fueseis un ser físico en esta era y en este tiempo. Esa es la esencia de vuestra identidad, la semilla psíquica de la cual brotasteis, la personalidad multidimensional de la que formáis parte.

Para aquellos que se pregunten dónde coloco yo el subconsciente, según lo describen los psicólogos, diré que en cierta manera os lo podéis imaginar como un lugar de encuentro entre el ego interno y el externo. Recordad que no hay divisiones reales en el ser; aún así, hablamos de sus distintas partes para aclarar la idea básica.

Como nos dirigimos a individuos que se identifican con el «ser consciente normal», toco este tema en este primer capítulo, ya que usaré esos términos más adelante en el libro; y también porque quiero hacer constar lo antes posible el hecho de la personalidad multidimensional.

No podréis comprenderos a vosotros mismos ni aceptar mi existencia independiente, hasta que os desembaracéis del concepto de que la personalidad es un atributo de la consciencia «aquí y ahora». Muchos de los conceptos que expongo en este libro sobre la realidad física os pueden resultar sorprendentes, pero debéis tener en cuenta que yo la veo desde un punto de vista totalmente diferente.

(Jane hacía frecuentes pausas al hablar como Seth. Tenía los ojos cerrados a menudo.) Vosotros estáis ahora enfocados enteramente en esta realidad, preguntándoos quizá qué habrá fuera… si es que hay algo. Yo estoy fuera y he vuelto momentáneamente a una dimensión que conozco y que he amado. No obstante, hablando en vuestros términos, no resido en ella y, aunque tengo «pasaporte» psíquico, debo enfrentarme a ciertos problemas de traducción e inconvenientes en el acceso.

He oído decir que hay gente que ha vivido toda su vida en la ciudad de Nueva York y nunca ha visitado el edificio del Empire State, mientras que hay muchos extranjeros que lo conocen muy bien. Así, aunque tengáis una residencia física, yo os puedo hacer ver milagrosas estructuras psíquicas y psicológicas que existen dentro de vuestro sistema de realidad y que vosotros desconocéis.

Con toda franqueza, espero hacer mucho más que eso. Confío en poder llevaros por un recorrido a través de los niveles de realidad a los que tenéis acceso, y guiaros en un viaje a través de las dimensiones de vuestra propia estructura psicológica, para mostraros áreas enteras de vuestra consciencia de las que habéis permanecido relativamente bastante inconscientes. Por tanto, no sólo espero explicar los aspectos multidimensionales de la personalidad, sino también que cada lector pueda llegar a vislumbrar la enorme identidad a la que pertenece.

(Suavemente.) Podéis hacer un descanso.

(22.07. Jane salió del trance rápidamente y con facilidad. No tenía ni idea de si su ritmo había sido lento o rápido, ni del paso del tiempo. Dijo tener la impresión de que el material de Seth estaba muy concentrado y dirigido al lector, y que Seth estaba intentando hacernos llegar sus ideas lo más concisa y claramente posible.)

(Luego Jane añadió que había estado muy cansada antes de la sesión; la continuó en el mismo estado a las 22.29.)

El ser que vosotros conocéis no es más que un fragmento de vuestra identidad total. Sin embargo, todos los otros seres que la conforman no están enhebrados juntos como las cuentas de un collar. Se parece más a las capas de una cebolla, o quizá a los gajos de una naranja, todos conectados por una misma vitalidad y desarrollándose en distintas realidades aunque todos brotan de la misma fuente.

No pretendo comparar vuestra personalidad con una naranja o con una cebolla, pero quiero destacar que, al igual que ellas crecen de dentro a fuera, lo mismo hace cada fragmento del ser completo. Lo que vosotros observáis es el aspecto externo de un objeto. Vuestros sentidos físicos os permiten percibir su forma externa, a la cual reaccionáis, pero en cierta manera también vuestros sentidos físicos os fuerzan a percibir la realidad de esta manera, y la vitalidad interna de la materia y de la forma no son tan evidentes.

Os puedo decir, por ejemplo, que hay consciencia incluso en un caracol, pero pocos de mis lectores serán capaces de tomarme lo suficientemente en serio para pararse en mitad de esta frase e ir a decirle buenos días o buenas tardes al primer caracol que encuentren en un palo. No obstante, los átomos y moléculas que forman parte del caracol poseen su propio tipo de consciencia. Los átomos que conforman las páginas de este libro, son también conscientes a su nivel. No existe nada –ni roca, ni mineral, ni planta, animal o aire– que no posea la consciencia propia a su especie. Por consiguiente, estáis permanentemente en medio de una constante conmoción vital, en una Gestalt de energía consciente y, al mismo tiempo estáis compuestos físicamente de células conscientes que llevan dentro el conocimiento de su identidad propia y que cooperan “voluntariamente” en la formación de la estructura corporal que es vuestro cuerpo físico.

Quiero decir, por supuesto, que no existe nada a lo que pueda llamarse materia muerta. No existe un sólo objeto que no haya sido formado a través de la consciencia; y cada consciencia, sea cual sea su grado de evolución, es afortunada poseedora de la sensación y de la creatividad. No podréis entender lo que sois, a menos que comprendáis estos conceptos.

Sólo por conveniencia os cerráis a las múltiples comunicaciones internas que conectan la más mínima parte de vuestro cuerpo; pero, aún como criaturas físicas, sois hasta cierto punto porciones de otras consciencias. El ser no tiene límites: su potencial es ilimitado. (Pausa.) Sin embargo, vuestra ignorancia os lleva a adoptar limitaciones artificiales. Por ejemplo, podéis identificaros solamente con vuestro ego externo y así disociaros de las capacidades que os son inherentes. Podéis negarlas, pero no podéis cambiar el hecho de que existen. La realidad es multidimensional, aunque muchas personas escondan la cabeza, figurativamente hablando, en las arenas de la existencia tridimensional y crean que no existe nada más.

(En tono festivo:) Con este libro pretendo sacar algunas cabezas de la arena. Podéis terminar la sesión o hacer una pausa.

(–Haremos una pausa.– La pausa duró de 22.59 a 23.10.)

Bien. Pronto terminaremos el capítulo uno. Ya queda poco. (Divertido.) Esto no es para el libro.

No quiero subestimar el ego externo: sois vosotros los que lo habéis sobreestimado. Tampoco habéis reconocido su verdadera naturaleza.

Tenemos más que decir sobre este punto, pero esto es suficiente por ahora, para que os deis cuenta de que vuestro sentido de la continuidad y de la identidad no depende de vuestro ego.

Por ahora, en ciertos momentos usaré el término «camuflaje» referido al mundo físico con el que se relaciona el ego externo, ya que la forma física es uno de los camuflajes que adopta la realidad. El camuflaje es real, pero detrás de él hay una realidad mucho mayor: la vitalidad que le da forma. Vuestros sentidos físicos os permiten percibir ese camuflaje, pues están adaptados a él de una manera sumamente especializada. Pero para poder sentir la realidad que esconde la forma, se requiere una clase diferente de atención y ciertas manipulaciones más delicadas de las que permiten los sentidos físicos.

El ego es un dios celoso que quiere que sus intereses sean servidos. No quiere admitir la realidad de otras dimensiones, excepto aquellas en las que se siente cómodo y que es capaz de comprender. Su objetivo era constituir una ayuda, pero le habéis permitido convertirse en un tirano. A pesar de todo, es mucho más flexible y está más ansioso de aprender de lo que se supone normalmente. No es por naturaleza tan rígido como se cree, y su enorme curiosidad puede ser de gran ayuda.

Si tenéis una concepción limitada de la naturaleza de la realidad, el ego hará todo lo posible para manteneros en ese pequeño espacio cerrado de la realidad que aceptáis. Si, por el contrario, dejáis vuestra intuición e instintos creativos en libertad, ellos podrán comunicar cierto conocimiento de otras dimensiones mayores a esa porción de vuestra personalidad orientada físicamente.

(23.35. Esta sesión tuvo que interrumpirse porque Rooney, uno de nuestros gatos, quería salir a pasar la noche fuera. Seth se había portado bien. Jane salió rápidamente del trance. Cuando hube dejado el gato fuera, esperó durante unos minutos y luego decidió dar la sesión por terminada. No parece que el capítulo uno esté aún terminado.)


SESIÓN 513, 5 DE FEBRERO DE 1970
21.10 JUEVES

(Normalmente esta sesión la hubiésemos tenido ayer, pero Jane quería probar hacerla un jueves por variar. Antes de la sesión dijo: «Aún me vuelve el miedo a entrar en escena cuando pienso que es Seth el que escribe este libro; él sólito». Y, cuando comenzó la sesión, Seth inmediatamente retomó el trabajo de «su» libro.)

Buenas noches.

(–Buenas noches, Seth.)

Bien. Continuemos.

El objeto de este libro es probar que el ego no tiene todos los recursos de la personalidad para sí solo, porque no hay duda alguna de que este libro lo escribe otra personalidad, distinta de la de la escritora conocida como Jane Roberts. Teniendo en cuenta que Jane Roberts no tiene capacidad alguna que no sea inherente a la totalidad de la raza humana, debe al menos admitirse que la personalidad humana posee muchos más atributos que aquellos que se le atribuyen normalmente. Espero poder explicar lo que es esta capacidad, y señalar los caminos que cada individuo puede usar para poder liberar ese potencial.

La personalidad es una Gestalt (1) de percepciones eternamente cambiantes. Es la parte de la entidad que percibe. Yo no estoy inculcándole mis percepciones a la mujer a través de la que hablo, ni su consciencia desaparece durante nuestras comunicaciones. Lo que ocurre es que ella logra expandir su consciencia, proyectar su energía y dirigirla fuera de la realidad tridimensional.

Esta concentración “fuera” del sistema físico podría dar la impresión de que su consciencia ha desaparecido. Pero lo que ocurre realmente es que su consciencia aumenta. Desde mi propio campo de la realidad, yo enfoco mi atención hacia ella, pero las palabras que dice –las palabras escritas en estas páginas– no son verbales en sus comienzos.

En primer lugar, el lenguaje, tal como lo conocéis, es un acontecimiento muy lento: enhebrar letra a letra para poder conseguir una palabra, y las palabras entre sí para construir frases, que son el resultado de un esquema de pensamiento lineal. El lenguaje, como vosotros lo conocéis, es parcial y gramaticalmente el producto final de las secuencias de vuestro tiempo físico. Vosotros sólo podéis concentraros en cierto número de cosas a la vez, y la estructura de vuestro lenguaje no es apta para la comunicación de la intrincada experiencia simultánea.

Yo conozco una clase diferente de experiencia, no lineal, y puedo concentrarme en una infinita variedad de acontecimientos simultáneos, y reaccionar a ellos. Ruburt nunca podría expresarlos, por lo cual tenemos que reducirlos a la expresión lineal para poder comunicarlos. Esta capacidad de percibir eventos simultáneos ilimitados y reaccionar a ellos, es característica básica de todo ser completo o entidad, de modo que no lo reivindico como una hazaña exclusivamente mía.

Mis lectores están en el presente cómodamente instalados en la forma física, y presumo (con sentido del humor) que sólo conocen una pequeña parte de sí mismos, como dije antes. La entidad es la totalidad de la identidad de la cual su personalidad es una manifestación, una parte independiente y eternamente válida. Sin embargo, durante estas comunicaciones la consciencia de Ruburt se expande y es capaz de enfocarse en una dimensión distinta; una dimensión que está entre su realidad y la mía; un campo relativamente libre de distracción. Con su permiso y asentimiento imprimo en él ciertos conceptos, que no son neutros, pues todo conocimiento o información lleva la impronta de la personalidad que lo guarda o que lo comunica.

Ruburt hace que su conocimiento verbal esté disponible para nuestro uso, y de manera bastante automática los dos juntos producimos las diferentes palabras que luego se pronuncian. En ocasiones ocurren distracciones, y la información puede ser distorsionada; pero ahora ya estamos acostumbrados a trabajar juntos, y las distracciones son muy escasas.

También proyecto a Ruburt parte de mi energía, y su energía y la mía juntas activan su forma física durante nuestras sesiones (y ahora, mientras pronuncio estas frases). Asimismo existen muchas otras ramificaciones de las que hablaré más adelante.

Podéis descansar ahora.

(21.46 a 21.55.) Por consiguiente, no soy producto del subconsciente de Ruburt más de lo que él pueda serlo de “mi” mente subconsciente. Tampoco soy una personalidad secundaria que inteligentemente trata de socavar un ego precario. De hecho, me he ocupado de que todas las partes de la personalidad de Ruburt obtengan un beneficio, y de que se mantenga y respete su integridad.

Hay en su personalidad una facilidad única que hace posible nuestra comunicación. Trataré de decirlo de manera sencilla:

Hay en su psique una especie de urdimbre dimensional transparente que sirve casi como una ventana abierta a través de la cual se pueden percibir otras realidades, una abertura multidimensional que de alguna manera no ha resultado oscurecida por las sombras de la óptica física.

Los sentidos físicos os impiden normalmente ver esos canales abiertos, ya que sólo son capaces de percibir la realidad de acuerdo con su propia imagen. Hasta cierto punto, yo entro en vuestra realidad a través de esa especie de urdimbre psicológica que comunica con vuestro espacio y tiempo. Dicho de otra manera, ese canal abierto sirve muy bien como camino entre la personalidad de Ruburt y la mía, y hace posible la comunicación entre nosotros. Estas urdimbres psíquicas y psicológicas entre las distintas dimensiones de la existencia no son infrecuentes, aunque no sucede a menudo que se las reconozca, y menos aún que se las utilice.

(Otra de las muchas largas pausas. Aún así, el ritmo de Jane era más rápido y más seguro que en las dos primeras sesiones dedicadas al libro de Seth. También dijo que le gustaba todo lo que Seth había transmitido hasta el momento.)

Trataré de daros alguna idea de cómo es mi propia existencia no física, y ojalá ello sirva para recordaros que vuestra identidad física básica es tan poco física como la mía.

Este es el final del capítulo uno.

(–De acuerdo.)



(1) Gestalt: término aplicado a unidades organizadas de experiencia y de conducta. (N. de la. T.)

Extracto de LA ETERNA VALIDEZ DEL ALMA – HABLA SETH por JANE ROBERTS





Pag. Anterior: Seth – No tengo cuerpo físico y sin embargo estoy escribiendo…
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=3762

Pag. Siguiente: Seth – Mi entorno, mi trabajo y mis actividades actuales.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=3764


*      *      *

Sharing:
 
 

Hathors ~ Los ángeles.

En este mensaje deseamos hablar de nuestra perspectiva con respecto a la naturaleza de los ángeles.

Esto no tiene nada que ver con la religión. Más bien tiene que ver con la realidad interdimensional.

Para nuestros objetivos, dividiremos el tema de los ángeles en tres categorías amplias.

– Ángeles de los Reinos Espirituales

Estos seres efímeros son campos electromagnéticos de inteligencia; algunos tienen forma y otros no. Estos campos electromagnéticos de inteligencia interactúan con los seres humanos en formas singulares, y las expectativas y creencias de cualquier ser humano tienen mucho que ver con la naturaleza de la experiencia. En otras palabras, el sistema de creencia del ser humano afecta grandemente lo que experimenta.

Los ángeles de los reinos espirituales toman muchas formas diferentes, y en tanto algunos tienen campos de energía que dan la impresión de que tienen alas, muchos de ellos no.

Estos tipos de ángeles son seres creados. Son campos de fuerza de inteligencia que son enviados afuera hacia el cosmos para cumplir las órdenes de su creador.

Este creador puede tomar la forma de lo que se podría llamar dios, diosa, semidiós o semidiosa, un ser interdimensional, una inteligencia alienígena, o incluso un ser humano. Estos tipos de ángeles no tienen libre albedrío propio. Son creados para el único propósito de una intención particular.

En la mayoría de los casos un ángel continuará su misión con determinación hasta que la energía que lo creó ya no sea capaz de sostenerlo. En algunos casos muy raros, estos seres angélicos pueden obtener un nivel de auto-consciencia y una capacidad de hacer elecciones personales aparte del ser que los creó o les dio nacimiento. Este es un suceso muy raro, pero existe.

Dentro de esta categoría de ángeles, hay una hueste de seres con muchas intenciones distintas.

El objeto de este mensaje concierne a los ángeles que tienen una intención positiva de afirmación de la vida.

– Ángeles Interiores

Una segunda categoría de ángeles se puede describir como campos electromagnéticos de inteligencia que existen solamente dentro del cuerpo humano. Estos son campos de fuerza de inteligencia creados a través de las emociones y las creencias del humano individual. Son fuerzas energéticas sutiles que se mueven por el cuerpo humano en respuesta a las creencias y emociones.

Una de las mayores capacidades que posees como ser humano es la de crear fuerzas angélicas dentro de tu cuerpo usando la intención positiva y la emoción positiva. Volveremos a este tema sumamente importante a la brevedad.

– Inteligencias alienígenas

Esta tercera categoría de ángeles no es angélica en absoluto, sino que es un error de interpretación.

Sucede cuando un ser humano se encuentra con una inteligencia alienígena. Este tipo de encuentro puede interpretarse erróneamente como una interacción con un ángel. Muchas de tus tradiciones religiosas y espirituales tienen historias acerca de encuentros con seres angélicos, o dioses/diosas que en verdad eran simplemente de civilizaciones alienígenas más avanzadas.

Nuestro motivo para tratar este tema de los ángeles es doble.

– Pensamiento, Miedo y Cambio

La primera razón es práctica y tiene que ver con tu supervivencia espiritual a través de los cambios masivos que están ocurriendo sobre tu Tierra. En su forma más sencilla, diríamos que los cambios rápidos en tu Tierra están creando un miedo reflejo.

Los seres humanos por naturaleza desconfían del cambio, con pocas excepciones. Y cuando hay tantos cambios como están sucediendo en tu planeta, esta respuesta natural de miedo aumenta, lo que libera en tu cuerpo campos electromagnéticos de inteligencia perjudiciales.

Por eso, para contrarrestar esto, hablaremos de la creación de consecuencias positivas dentro de tu biología humana, por medio de la creación de formas angélicas subatómicas.

Tus ciencias, como la psiconeuroinmunología – o sea el estudio de cómo los pensamientos y emociones afectan a tu sistema inmune – así como la epigenética, de reciente aparición, – que estudia cómo los pensamientos y las emociones afectan tu ADN – son cada vez más claras respecto a los agentes químicos y moleculares responsables.

Pero nos gustaría llevar esto un paso adelante, y sugerirte que realmente crees efectos de campo cuántico en el universo de tu cuerpo a través de los pensamientos y sentimientos que generas.


– Llegamos aquí a una encrucijada en el camino.

En razón del aumento de las fuerzas caóticas en tu mundo, un número creciente de seres humanos está experimentando un aumento en los sentimientos de miedo, ansiedad, hostilidad y empobrecimiento. La lista sigue, y sería fácil, si se deseara, fundamentar tu creencia de que vives en un mundo cada vez más peligroso y amenazador.

Por un lado, esta es una evaluación correcta, pero si te quedas en esta isla de realidad perceptual, crearás efectos dañosos, en referencia a lo biológico, dentro de tu cuerpo.

El truco, si es que hay uno, es contrarrestar esta percepción con períodos personales de renovación y solaz. Con esto queremos decir: crear formas de liberar consecuencias biológicamente positivas a través de la creación de formas angélicas subatómicas.

Cómo lograr esto es algo bastante complejo. Pero en su forma más sencilla, cuando creas pensamientos positivos y sentimientos positivos, creas ángeles subatómicos biológicamente positivos que circulan por el universo de tu cuerpo. Estos campos de fuerza crean efectos de campo cuántico que inician respuestas biológicas positivas, reduciendo así los efectos del estrés.

Además de crear intencionalmente pensamientos y sentimientos positivos, creemos que puedes encontrar un recurso benéfico en la última meditación de sonido que dimos, llamada Un Puente Entre los Mundos. Simplemente al escuchar esta meditación de sonido durante 12 minutos, esa es su duración, una o dos veces por día, puede hacer una gran diferencia en cómo te sientes. (Nota: al final de este mensaje se incluye un enlace para esta meditación de sonido.)

Sentimos que es de vital importancia que liberes conscientemente esos campos de fuerza biológicamente positivos en tu cuerpo en forma regular, para contrarrestar la creciente locura que te rodea.

Te referimos a un mensaje anterior, llamado El Éxtasis y el Corazón, ya que esta información puede resultarte útil.

Nuestra segunda razón para tratar el tema de los ángeles es de naturaleza planetaria.

Ustedes están pasando colectivamente por un punto muy difícil y peligroso. Las fuerzas destructivas en tu planeta, en términos del fanatismo religioso, el cambio climático, la codicia corporativa y la manipulación, así como las horribles amenazas a los fundamentos mismos de tu ecosistema van en aumento.

Desde nuestra perspectiva están entrando en un nodo caótico masivo, y tu planeta no ha visto algo parecido desde hace mucho. Si no se mitiga, este Nodo Caótico podría resultar en una extinción masiva de múltiples formas de vida, incluyendo a muchos humanos.

Por lo tanto, estamos convocando a la acción a todas las formas angélicas positivas de todas las tradiciones espirituales, de todos los seres interdimensionales que afirman la vida, de todas las civilizaciones alienígenas de intenciones positivas, y de todos los seres humanos alineados con nuestra intención.

Estaremos creando un punto de vinculación el 5 de setiembre de 2015. A través de una meditación global estaremos convocando a estas muchas y diversas formas angélicas de afirmación de la vida a una alianza para la protección de la vida en este planeta y para su elevación.

Queremos ser claros en lo que queremos decir con esto.

Si la consciencia humana se eleva a un nivel superior al que está manifestando actualmente, merece sobrevivir. Si no se eleva, entonces la humanidad como ustedes la conocen no sobrevivirá a este pasaje. Es una prueba colectiva de inteligencia cósmica que ustedes ahora enfrentan en muchos niveles.

Nuestra creación de este punto de vinculación, alrededor del cual se puedan reunir estos campos electromagnéticos de inteligencia positiva como una fuerza coherente, es una propuesta inusual.

Esto se debe a que los creadores de estos ángeles provienen de muchas fuentes distintas, espirituales, alienígenas e interdimensionales. Estos “seres angélicos” rara vez interactúan entre sí; sin embargo estamos convocándolos a la Mesa del Destino por la humanidad y por toda la vida en este planeta.

Este punto de vinculación será el 5 de setiembre de 2015, en la última media hora de un evento en Manhattan llamado En Compañía de los Ángeles. La meditación comenzará a las 5.30 pm y finalizará a las 6.00 pm (horario del este de EE.UU) o sea 9.30 pm a 10.00 pm (hora de Greenwich). Para calcular la hora en tu zona, puedes usar un Convertidor de Horarios o Reloj Mundial.

Esta meditación de sonido será grabada y publicada en el sitio web después del evento, y si esta pista de sonido resuena contigo te pedimos que la escuches regularmente. En otras palabras, no es una meditación para una sola vez, sino que se crea para ser un campo continuo de energía coherente que fortalecerás cada vez que la escuches.

Si no puedes estar físicamente en Nueva York para ese taller y deseas sintonizar con ese punto de vinculación que se va a formar, sugerimos que escuches Un Puente entre los Mundos durante el tiempo de esa meditación en Nueva York. En ese período, enfoca tu consciencia en tu chakra corona arriba de tu cabeza. Escucha la meditación tres veces, y luego permítete al menos 30 minutos de descanso antes de continuar con tus otras actividades. (Nota: al final de este mensaje aparece un enlace. Por favor descarga la pista de sonido a tu computadora antes del evento en lugar de escucharla directamente desde el servidor).

Si eliges unirte a nosotros desde lejos en esta meditación del punto de vinculación, te damos la bienvenida. Has de saber que en este nivel de consciencia, la separación por distancia física no es una restricción.

Los Hathors
21 Junio de 2015
Un Mensaje Planetario de los Hathors
A través de Tom Kenyon
http://www.tomkenyon.com
Traducción: María Cristina Cáffaro

Pag. Anterior: Hathors – La Quinta Perspectiva: trascender el espacio y el tiempo.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=3756

*      *      *

Sharing:
 


Kryon ~ El alma antigua.

* Introducción

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

La canalización es un proceso interesante, uno que mi socio no comprendía cuando empezó; ahora sí lo entiende. Se hace a un lado, y el secreto de esto, como en los que sanan y leen, es el mismo. Es que el ser humano puede quitarse todos sus filtros por un momento y dejar llegar las palabras, las palabras de los conceptos que sienten desde el otro lado del velo, traídos a través de la pineal. Queridos, hay un período de ajuste, siempre lo hay, para el cerebro humano de quienes escuchan y se sientan ante mí. En algún nivel tienen que comprender lo que está sucediendo.
Algunos no creen que sea real; algunos creen que es real pero no creen que venga del otro lado, dicen que es la perspectiva del Yo Superior del humano. ¿Qué les han dicho sus maestros sobre esto? Quiero que piensen qué les dijeron sus maestros, y luego quiero que, con toda honestidad, lo pongan a un lado por un momento.

Algunas creencias dicen que los humanos no pueden, por sí mismos, tocar nada del otro lado del velo; que tiene que haber tal vez un maestro de alguna clase, o alguna elevación, para hacer eso por ustedes. Algunos creen que debe hacerse en un grupo en lugar de individualmente. Les voy a preguntar lo mismo que les pregunto a otros: ¿Por qué limitan el amor de Dios?

El Espíritu te ve como familia, y nada hay más sagrado. En la familia hay amor, está lo precioso, el cariño, la responsabilidad. Ya sabes que eres diferente. No representas eso que evolucionó a partir de los animales. Tu mismo ADN fue cambiado para que pudieras atravesar esta prueba, si la quieres llamar así. Experimentar el humanismo, una vida tras otra, crea la oportunidad para el crecimiento, la sabiduría y el avance, y por eso existe.

Queridos, ¿qué sienten con respecto a su familia? Si tienen un hijo, y muchos de ustedes lo tienen, y lo ven crecer, y aprender cosas, están tan complacidos que apenas pueden esperar para contarles a los vecinos y a los amigos la última cosa buena que hizo el niño. Mamá, Papá: déjenme preguntarles esto: ¿Ustedes obligan a su hijo a pasar por otra persona para comunicarse con ustedes? ¿Son ustedes tan importantes que se apartan tanto así de sus hijos? Tal vez los harían escribirles una carta y que se las entregue a través de alguien que lleva una vestimenta especial, en otra habitación. Tal vez la leerías y la entregarías a alguien que tiene otro tipo de vestimenta. Suena cómico, ¿verdad? pero es lo que suelen hacer los humanos. No ven a Dios en sí mismos, lo ven como algo separado, y usan un proceso o un procedimiento para llegar a Dios.

Queridos, me gustaría decirles la verdad: estamos con ustedes todo el tiempo. Cuando se sientan a meditar, ¿están conscientes de que hemos estado con ustedes todo el día? Algunos meditan empezando por pedir las cosas que necesitan. ¡Nosotros sabemos qué necesitan! Algunos creen que Dios es como un buen amigo al que tienen que contarle lo que les pasó durante el día.

¡Estuvimos allí todo el día! Como ustedes lo estarían para sus hijos. Excepto que ustedes, queridos, no son nuestros hijos sino nuestros iguales, son nuestra familia, y cuando no están aquí, están con nosotros y son nosotros.

El velo fue colocado entre nosotros con un propósito; fue puesto allí para que ustedes tuvieran libre albedrío para buscar Y a través del libre albedrio se organizó un sistema en el cual ustedes aprenden, con libre albedrío, sin que nosotros los inclinemos, y esto es lo que llamaríamos el sistema de la Tierra: que por sí mismos descubran a Dios en su interior. Y Dios está en su interior. Todo lo que vive y respira es parte del sistema, todo. Incluso el mismo polvo de la Tierra, sobre el que caminan, es sagrado. Algo de ello tiene una consciencia de la que ustedes no se han enterado, pero todo ello sí sabe sobre ustedes.

Queridos, ustedes son lo más elevado en el planeta, nada hay más elevado que ustedes. Eso es el libre albedrío para encontrar a Dios adentro y cambiar al planeta. Ahora bien, en ese proceso, ustedes van a cambiar ustedes mismos.

Algunos creen que son trabajadores de la luz; usamos siempre la metáfora del faro de luz, y es una metáfora muy, muy hermosa. Lo que quiero decirles es que quienes trabajan en la luz, eventualmente se vuelven luz. Quienes viven en el faro de luz, eventualmente se vuelven el faro de luz.

Este es el sistema del planeta, se integra dentro de sí mismo. Existe un ciclo de belleza. Ya dijimos que no existe tal cosa como la muerte: es sólo un ciclo de la vida. Les hemos dicho que no hay adioses, porque el ciclo hace que ustedes continúen.

¿Qué vas a hacer con esta información, allí mismo, en la silla donde te sientas? Esto es lo que pedimos: ¡Créela! No vas a poder cambiar nada hasta que la creas. ¿Será posible que seas más que lo que te han contado? ¿Será posible que tu energía por sí sola pueda cambiar las cosas a tu alrededor? La respuesta es: Sí.

¿Será posible que dentro de ti haya una energía que literalmente puede colocarse por encima de ti y tal vez ver las cosas a tu alrededor? La respuesta es sí. ¿Será posible que tu ADN esté empezando a mejorar y volviéndote más consciente de quién eres? ¡Y la respuesta es sí!

Y todo esto pertenece a cierto tipo de humano: el humano llamado alma antigua. Ahora bien, en la próxima canalización vamos a empezar una lista de qué es un alma antigua. ¿Cómo sabes si eres un alma antigua? Incluso eso es un misterio para ti. Y te preguntas: “¿Lo seré yo? ¿Estará hablando de mí?” Quiero hablar incluso de por qué haces esa pregunta.

El alma antigua es la que ha estado aquí muchas veces; en su akasha lleva una enorme cantidad de información y sabiduría y vidas enteras de talento, y los dos géneros, y la belleza del conocimiento que ustedes tienen.

Ahora, antes de decir adiós por sólo un momento, quiero que noten la energía en este salón. ¡Es sagrada! Ha sido preparada cuidadosamente para ustedes. Está pautada (N.T diseñada de acuerdo a pauta o modelo). Vamos a usar mucho esa palabra en el futuro, porque el humano puede pautar o modelar la energía dondequiera que vaya. Y la pauta que ponen en la energía es la pauta de la belleza de la familia, de modo que cuando se sientan juntos no hay distracciones, sólo amor. Y es el amor de la Tierra por ustedes, el amor de Dios por ustedes, el amor del Espíritu por lo que son.

¿Cómo puedo decir esto más concisamente y más fácil? Sabemos quiénes son. Conocemos sus nombres y lo que les ha sucedido. Todas esas cosas que ustedes creen que son misterios en su vida en este momento, son un libro abierto para Dios. A causa de esto, también tenemos las soluciones en la página siguiente. Quienquiera que escuche esto debe saberlo: las soluciones ya están hechas. Si sólo dan vuelta la página, las verán. Esta es la belleza de lo que enseñamos. Los humanos están habilitados para hacer cosas que tal vez sus maestros nunca les contaron, o no las sabían, o ellos existían en una época donde no era posible. Y ahora lo es; todo.

De modo que hasta la próxima canalización les decimos, queridos, que sabemos dónde estamos, quiénes están aquí, y qué es lo que sigue para ustedes.

Y así es.

Kryon

* Mensaje principal

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

Siempre hay un sistema, y en este caso en particular el sistema honra al alma antigua. Queridos, ya les hemos dicho: los que marcan la diferencia en el planeta, en este momento del tiempo, son los que tienen más experiencia. Y cuando decimos más experiencia, nos referimos a quienes han vivido una y otra vez en la energía de lo que ustedes llaman la Tierra.

Al ser humano experimentado que ha vivido una vida tras otra, le llamamos alma antigua. Me gustaría decirles algo, si todavía no lo sabían: las almas antiguas son las que están despertando. Un alma antigua puede tener menos de veinte años o más de ochenta, no importa. Porque la “antigüedad” se refiere a cuántas vidas has vivido y cuán sabio eres hoy a causa de eso. Incluso ahora hay quienes preguntan: “¿Soy yo un alma antigua?”

En los últimos momentos de esta reunión les daré solo algunos parámetros en qué pensar. Antes de hacerlo quiero decirles esto: veo la dulzura, la belleza, el propósito de su presencia aquí.

Vengo desde el otro lado del velo, donde no hay tiempo. Allí la percepción es distinta de aquí. En ese lugar, si quieren llamarlo lugar, hay un reconocimiento de todo lo que ustedes son. Vemos las frustraciones de la vida que llevan y al mismo tiempo la belleza de las vidas que han vivido antes. Vemos para qué han estado, qué han atravesado, y para qué creen ustedes que están aquí. Lo vemos todo al mismo tiempo, y ustedes todavía se preguntan “¿Seré yo un alma antigua?”

Para nosotros es asombroso; ustedes se sientan a escuchar y nos asombra que hagan esa pregunta. Queridos, hay tanto aquí que quiero que sientan, de lo que no puedo ni hablar. Quiero que este mensaje les suene verdadero, para que sepan quiénes son ustedes. Quiero empezar un viaje con ustedes haciendo preguntas para validar lo que en algún nivel ya saben: que son almas antiguas. Déjenme anunciar algo: yo sé quiénes están aquí, y todos los que están escuchando mi voz ahora en este salón son almas antiguas, todas ustedes, cada una.

Existe tal variedad, en cuanto a la cantidad de tiempo que llevan en el planeta, lo que han experimentado, las diversas culturas en las que han estado, las batallas en que participaron, las razones por las que vinieron. Quiero decirles que la experiencia es vasta, y no es lo que ustedes piensan. Son tan lineales que creen que vinieron una vida tras otra y otra más, y a veces eran marineros, y otras veces eran madres, y a veces cocineros. Sería lindo que fuera así de sencillo, pero no es así. Cuando digo experiencia, quiero decir experiencia.

¿Cómo se le llama a un alma que ha venido por sólo tres meses y se va por acuerdo con sus padres, para que se pueda aprender una lección, o proponerla, o se pueda dar una oportunidad a un padre para volverse espiritual a través de su pena? ¿Qué les parece? Esa es una vida profunda, y sólo dura tres meses. Alma antigua, ¿sabías que habías hecho algo así? ¡Tan básico, tan profundo, y tan significativo! Tal vez una madre despertó espiritualmente y se hizo preguntas profundas sobre su vida, a causa de lo que tú hiciste, de lo que acordaste hacer.

¿Qué tal si viniste a esta Tierra sólo para vivir hasta los diecinueve años y morir en un campo de batalla atravesado por una espada? Y puede que digas “¿En qué puede beneficiar eso a alguien?” Me gustaría decirte, querido ser humano, que cada respiración tuya como alma antigua en este planeta es significativa, se toma en cuenta, es registrada, y es hermosa. Algunos de ustedes tuvieron que estar en el campo de batalla para caer, y algunos tuvieron que estar en el campo de batalla como victoriosos. ¡Y eso es experiencia!

Podrías decir, “¿Y qué cosa podría mantenernos en este sistema de aprendizaje, qué bien puede hacer esto?” Tal vez algún día lo recordarás lo bastante, si llegas a tener dentro de ti el poder de decir: “Ya no habrá más campos de batalla porque, no importa si se es ganador o perdedor, ambos son baja energía.” Eso es experiencia, alma antigua.

Quiero darte los atributos del alma antigua. Lentamente. Voy a pedirte introspección, o dicho de otro modo: quiero que analices estas cosas en forma personal, y no te engañes a ti mismo. No estés en la negación (se ríe). Quiero que te sientes y lo aclares contigo mismo ahora, alma antigua.

La primera razón por la que sabes que eres un alma antigua, es porque estás aquí. No se puede tener un salón lleno de seres humanos que sólo tienen curiosidad; si están en este nivel, aprendiendo esta clase de cosas, en esta energía, es que casi todos son almas antiguas. ¿Quisiste venir? Incluso si te trajo a rastras alguien que quería que observaras lo que sucedía, yo te diría, alma antigua, que eso es sincronicidad, no es por accidente. La primera razón por la que sabes que eres un alma antigua es que estás aquí.

Queridos, ¿en qué piensan cuando les hablamos? ¿Oyen a Kryon? ¿Quieren oír a Kryon? ¿O están pensando en cenar después? Sean honestos. Las almas antiguas tienen curiosidad por muchas cosas. Pero cuando se trata de esta energía, son atraídas, como las polillas se acercan a una llama. Reconocen por qué están aquí. Y en algún nivel, quieren más. Son una esponja para la información. No por curiosidad, sino porque empieza a sonar con la verdad de la era. Esa fue la número uno.

Algunos de ustedes empiezan a tener lo que yo llamo experiencias profundas de recordación. Ahora las llaman “deja vu”. Una frase que significa “creo que estuve aquí antes,” “tengo la sensación de recordarlo aunque no me puedo acordar si sucedió o no.” Y a algunos les pasa cada vez más. Conocen a una persona y se van de la reunión convencidos de haber visto a esa persona antes, sólo para saber más tarde que nunca la habían visto. Van a una reunión y conocen a alguien que es muy amistoso y parece muy familiar, y averiguan quién es y están entusiasmados con el nuevo amigo; sin embargo, de algún modo se dan cuenta de que es un viejo amigo reiniciando lo que fue una profunda amistad o familia; han encontrado a una madre o a una hija de una vida pasada. Los hombres conocen a camaradas con quienes sienten una afinidad, y los llaman “compañeros” o lo que sea, y quieren estar juntos. Es más que eso. Encuentran una similitud en la consciencia, es más que eso. Empiezan a recordar. Lo voy a llamar despertar akáshico.

Cada vez más se encuentran en situaciones que parecen familiares y con rostros que creen conocer. Y sin embargo es la primera vez.

Le ha sucedido a mi socio, cuando se va a otros países y culturas en los que nunca ha estado ni los ha visto, y encuentra allí hermanos, hermanas, y se le hace difícil irse. Muchos no hablan su idioma y sólo pueden entenderse con intérpretes y sin embargo él los mira a los ojos y sabe que son familia. ¡Sabe que son familia! Tan lejos como pueda ir, sus experiencias en todo el planeta son tales que él sabe que encuentra familia. Esto es un símbolo, una señal, de ser un alma antigua, y a algunos de ustedes les está sucediendo una y otra vez.

¿Cuántos de ustedes suelen ver las 11 y 11 en el reloj, alma antigua? (se ríe). ¿Sabían que es un sistema de aviso a las almas antiguas para que sepan que lo son? De eso se trata. Sucede por sincronicidad; por azar no sucedería que vean esos números tan seguido. Es un sistema de comunicación de amor que dice, “sabemos quién eres, alma antigua.”

Tal vez seas una mujer que nunca tuvo hijos, y sin embargo en algún nivel los ha tenido, y lo sabe. Y puede sentirlo. Tal vez seas una mujer que nunca tuvo hijos y no va a tenerlos, porque siente que ha tenido hijos una y otra y otra vez, y ya es tiempo de descansar. Porque sabes cómo es, ¿verdad? realmente lo sabes, alma antigua. Has estado aquí suficientes veces y tu akasha resuena con eso de ser madre.

Lo mismo pasa con los varones. Un hombre de naturaleza dulce, que nunca lastimaría a otro ser humano, sabe en su nivel más profundo que probablemente ha atravesado a algunos con una espada, y ya sabe cómo se siente – en algún nivel. Ahora, si eres un varón sentado aquí escuchándome, te desafío a que vayas allí conmigo, porque lo sientes, sabes que lo has hecho. Suena en tu akasha, es parte de tu estructura celular; tan dulce como puedes ser, tan respetuoso como puedes ser esta vez, sabes que tienes un guerrero adentro.

Ahora bien: si realmente quieren ponerse esotéricos, a las mujeres en el auditorio: Ustedes saben que también tienen guerreros dentro de sí. Han participado en los campos de batalla de la Tierra y lo saben. Aunque pueden no responder con eso de sentirse varones, sí pueden responder a la batalla. Saben cómo es sobrevivir o no en el campo de batalla. En la historia tanto se ha ganado y perdido por quienes estaban armados, y todos los presentes en el salón han participado plenamente en todo eso.

A veces murieron por su Dios, y a veces murieron por nada; pero tuvieron la experiencia de saber cómo se sentía venir e irse rápidamente. Y la vez siguiente deciden si eso es lo que van a hacer otra vez, y por qué, o por qué no.

Hay mucha señales; tal vez no las has notado, algunas están ocultas. Aquí hay una que quiero que examines en tu mente, mientras estás aquí. ¿Eres ingenuo o sabio? Ahora bien, reconozco que una persona ingenua nunca cree ser una persona ingenua (se ríe). Estoy hablando de la sabiduría que excede a su edad. ¿Tienes sabiduría que excede a tus años? Y la respuesta es sí, para cada uno; y lo saben, allí sentados, con toda honestidad, con su cuerpo, con su cerebro, lo saben; tienen sabiduría que excede a sus años. Hay aquí algunos jóvenes que lo sienten profundamente: más sabiduría de la que corresponde a sus años. ¿Cómo es posible? ¿Cómo describir cómo se siente eso?

Queridos, acabo de darles una de las claves para saber si son almas antiguas, y nunca hablan de eso con nadie. ¿Cómo le podrían decir una cosa así a alguien sin que crean que los domina su ego, cuando dicen que son más sabios que los que los rodean? (se ríe). ¡Y tal vez lo son! Y tienen eso en común con el grupo. Y se juntan y se dan cuenta de que se han encontrado con familia. Su sabiduría proviene de la experiencia; han pagado por ella, queridos. Así es como saben que son almas antiguas.

La próxima es difícil y ya hemos hablado de ella antes, pero hay una cosa que se crea en su personalidad al ser un alma antigua, y ustedes saben que la tienen – yo sé quién está aquí. Durante eones han empujado contra la vieja energía y no les ha ido bien. La vieja energía siempre estaba al mando, y ustedes se tenían que ocultar de ella o presentarle batalla; nunca mejoró realmente. Una vida tras otra pasaron en estas condiciones, siempre derrotados – hasta ahora.

Ahora despiertan en una zona de la galaxia y en un tiempo de este planeta del que los antiguos hablaron, que es de cambios profundos. La energía está de su lado, y de eso hemos hablado. Sin embargo, ¿qué llevas, alma antigua, a esta energía? ¿Qué llevas? Llevas una falta de autoestima; una falta completa de autoestima. No voy a pedirte que levantes la mano; sólo quiero que hagas ahora un examen de conciencia; sabes que estoy en lo cierto.

Puedes estar muy seguro en tu exterior, puedes parecer fuerte para otros, pero cuando estás solo te preguntas quién eres. Te preguntas si lo vas a lograr, te preguntas si estás en lo correcto; eso es un alma antigua. Tu experiencia misma te ha impulsado a averiguar si eres digno de estar aquí en esta nueva energía. Tu sabiduría sopesa todo esto y sale con este comentario: “Tal vez no sea digno de estar aquí.” Y eso es lo que crees, ¿verdad? Falta de autoestima, es el atributo del alma antigua. Eso ahora está empezando a invertirse, a medida que aprendes quién eres, por qué estás aquí, y por qué te sientes como te sientes.

No hay nada mejor que descubrir la verdad, porque resuelve el pasado. Descubrir la verdad del pasado también pone al futuro en perspectiva; empiezas a tener la autoestima que mereces.

Aquí está la número seis: descubrir el propósito. El alma antigua tiene tanto desempeño en el pasado, hay tanta historia de la que has participado, que llegas al planeta y miras alrededor y dices “¿Cuál es mi propósito de estar aquí?” Y puede que tengas quienes te digan cuál es; puede que vayas a reuniones donde estés bastante seguro de cuál es, pero en lo más profundo no tienes idea. “¿Cuál es mi propósito? ¿Qué estoy haciendo?” Es una pregunta esotérica. Porque algunos, si no todos, en algún nivel se sienten insatisfechos con lo que están haciendo: no es suficiente. Tal vez no es el momento correcto. O has ido en una dirección distinta de lo que pensabas.

Ah, querida alma antigua, eso realmente demuestra que eres un alma antigua en una energía nueva, aprendiendo otra vez cómo manejarte. Porque, por muchas veces que hayas vivido antes, nunca viviste en esta energía: eso es número uno. (se ríe) Y entonces te sientes un poco perdido, o tal vez el propósito no parece claro, porque la nueva energía no te retroalimenta como lo hacía la energía vieja. No puedes estar seguro, porque no confías en lo que sientes. Y entonces te preguntas “¿Lo estoy haciendo bien? ¿Hay algo que debo hacer mejor, o hacer más?”

Voy a decir esto otra vez: alma antigua, a medida que empiezas a sanarte de estos atributos, tu poder realmente empieza a verse. Empiezas a darte cuenta no sólo de quién eres, y de que mereces estar aquí, sino de que vienes con mucha experiencia, y comienzas a aprovechar la experiencia. Tal vez no te das cuenta de qué eres, pero eres; la intuición aumenta; empiezas a recibir consejo para tu propia vida, sincronicidad por dónde vas, todo basado en el hecho de ser hoy un alma antigua.

Las que recién están entrando al planeta, queridos, sólo están sobreviviendo; todavía no tienen los instrumentos; los tendrán, pero recién están entendiendo. ¿De qué se trata? ¿Tú sabes de qué se trata? Tienes la sabiduría de la recordación. Estás empezando a resolver el problema, y te dijimos cuál era el propósito. Te dijimos que te relajes, y simplemente estés aquí; te dijimos que no importa qué hagas; éste es un concepto que no funciona con lo que tus padres te dijeron. No importa qué hagas: tu luz ayuda a este planeta; sentado hoy en esta silla, tu esoterismo ayuda al planeta. La rejilla cristalina recuerda lo que estás haciendo, y durará por generaciones. Pones en las rejillas de este planeta la energía de la madurez de tus vidas: eso es lo que estás haciendo ahora mismo.

En el planeta, esta nueva energía particular es como una esponja que absorbe tu energía para que las próximas generaciones tengan lo que has aprendido como alma antigua. Aquí existe un sistema que está por encima de lo que piensas. Literalmente, mientras te sientas desesperado a preguntarte si mereces estar aquí y cuál será tu propósito, el planeta absorbe todo lo que has hecho y aprendido, y madura a causa de ello. ¡Eso es el sistema que el alma antigua necesita conocer! Relájate y sé. Entiende que estás en propósito. Relájate. Permite que la sincronicidad te empuje hacia la próxima cosa, que será benévola y hermosa para ti, si lo permites.

Has pasado por tantas vidas en las que has sufrido, que te resulta fácil incluso creer que estás aquí para sufrir; no es así. ¡No es así! Padres, ¿traerían al mundo a propósito a sus hijos para que puedan sufrir con ustedes? No tiene sentido. No es sentido común espiritual. ¡No es sentido común espiritual en absoluto! Empieza a usar esa inteligencia que es espiritual, que diría “¿Qué haría yo si yo fuera Dios?” Y dentro de ti, en algún nivel, habrá una voz diciendo: ¡Lo eres! Lo eres. Una parte de toda la Creación, eso eres.

Si quieres, puedes responder tus propias preguntas lógicas.

Finalmente, la número siete. Nunca se les ocurriría ésta: queridos, ésta no la saben. Creen que es obvio, y no lo es. ¡No lo es! Puedo probarlo: si empiezan a hablar con otros sobre lo que les voy a decir ahora, los mirarán creyéndolos locos. Porque el alma antigua en esta energía tiene la capacidad de sentirse amada por Dios, y otros no la tienen. Requiere madurez; requiere vidas de experiencia para comprender la benevolencia del Creador, y lo que eso significa en el interior. Ahora bien, aquí hay algo que nunca le dije a mi socio, y lo revelo aquí por primera vez. Él les contó su historia con Kryon y les dijo que cuando se sentó en la silla por primera vez sintió emoción; eso fue el catalizador que le permitió hacerlo otra y otra vez; no sólo lo sentía sino que le gustaba. Él no iba a contarles eso, porque sabía de qué se trataba. Él era un alma antigua, es un alma antigua, y estaba preparado para sentir el amor de Dios y reconoció a la familia. Y, queridos, las almas nuevas no reconocen a la familia, no comprenden el sentimiento que ustedes tienen; eso es la madurez de sentirse amados por el Creador. Eres un alma antigua: si puedes sentirlo, eres un alma antigua. Felicitaciones a todos ustedes, por ser quienes son.

Ustedes son los que cambiarán al planeta. Han llegado a este salón desde todas partes, tantos países y tantos idiomas, y todos tienen una cosa en común, ahora mismo, todos juntos: Alma antigua, tú cambiarás al planeta; por tu mera presencia aquí, trabajador de luz. La rejilla absorbe la luz que llevas, y que has ganado y traído. Este es un sistema, y la nueva energía del planeta necesita al alma antigua, la experiencia del alma antigua y su sabiduría, para que ingresen a la rejilla de modo que los que nazcan en el futuro tengan lo que tú has traído de vivir tus vidas. Un sistema esotérico, difícil de describir, ¡y profundo! ¡Piénsalo! Al vivir aquí hoy, impregnas en las rejillas conocimientos para las generaciones futuras. ¿Cómo piensas que haría la humanidad para madurar y evolucionar espiritualmente sin este conocimiento? La respuesta es: no puede. Y ustedes son los que están poniéndolo directamente en las rejillas del planeta.

Esto, junto con las cápsulas de tiempo de los pleyadianos que van dando esta información para ustedes, va a crear eventualmente un planeta ascendido. Muy lejano de este momento, pero de gran importancia. Ustedes están plantando las semillas del futuro, simplemente, al estar en el salón y permitirnos hablarles.

Cierro aquí. ¿Qué harán con esto? Quiero que piensen en estas cosas, si pueden, si quieren. Quiero que piensen en todas ellas. Y háganse las preguntas: ¿Será posible que yo sea más que lo que pienso? ¿Será posible que Dios me conozca, mientras estoy aquí sentado con todos mis problemas y mis frustraciones, y todas las cosas que tengo que hacer, y los hijos que tengo que criar, y los parientes a quienes debo complacer, y los jefes…? y así sigue y sigue. ¿Será posible que Dios me ame a través de todo esto? Y todas las respuestas son: ¡Sí, sí, sí, y sí! Así de importante eres, alma antigua.

¡Felicitaciones! ¡Ese es tu propósito! Ser.

Y así es.

Kryon

EL ALMA ANTIGUA
Kryon por Lee Carroll
Bali, Indonesia – 29 de marzo de 2015
http://audio.kryon.com/en/Bali-15-mini.mp3
Desgrabación y traducción: M. Cristina Cáffaro
http://www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar
Kryon por Lee Carroll
Bali, Indonesia, 29 de Marzo de 2015

Pag. Anterior: Kryon – El regreso de los maestros.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=3749

Pag. Siguiente: Kryon – La Tríada – Las tres partes de la consciencia humana.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=3660

*      *      *

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s